Intelecto Opuesto

Cierre de año con recursos

Ayer los municipios del estado de Hidalgo recibieron la mejor noticia del año. Les llegaron los recursos de los ramos 15 y 20 del presupuesto federal, cuyo monto total fue de mil 844 millones 642 mil 823 pesos, los cuales podrán aplicar en acciones sociales, obras públicas, desarrollo social, agrario, territorial y urbano.

De manos del gobernador Francisco Olvera Ruiz, los presidentes municipales obtuvieron de forma oficial el acceso al recurso que deberán ocupar para su cierre de año, lo cual aparte de ser benéfico para las alcaldías, es un riesgo para sus ejecutores.

Lo digo porque la historia reciente nos ha dado ejemplos del mal uso de los recursos pública y de la falta de eficacia para la aplicación del dinero del presupuesto en obras que no terminan siendo funcionales para a ciudadanía, por lo que además de la entrega de recursos, se buscó en esta ocasión blindar los mismos con planeación.

El secretario de Planeación, Desarrollo Regional y Metropolitano, Alberto Meléndez Apodaca, dio a conocer que se hizo entrega de 17 cuadernos regionales que contienen información detallada de cada una de las zonas que conforman a Hidalgo, mismos que se dijo “ayudarán en la toma adecuada de decisiones”.

Y es que, es bien sabido que alcalde con recursos termina haciendo cuentas alegres. En la mayoría de los casos, al ser los únicos y grandes determinadores del destino de los dineros del pueblo que gobiernan, se pueden presentar escenarios poco óptimos para el desarrollo de las demarcaciones.

De acuerdo con lo informado ayer por el propio gobernador, la inversión de más de mil 844 millones de pesos se debe canalizará a obras, acciones, programas e infraestructura de áreas que involucran electrificaciones, jornaleros agrícolas, migrantes, empleo temporal, desarrollo de zonas prioritarias, adultos mayores, y estancias infantiles en apoyo a madres trabajadoras, entre otros.

Por otro lado, el gobernador aprovechó el evento de ayer en Tulancingo para poder cerrar filas con su gabinete, presidentes municipales y los principales actores políticos del estado. A todos, pidió trabajar por Hidalgo, dejar de lado pretensiones personales a corto y mediano plazo y dejar que sea la ciudadanía, tras el trabajo entregado, quien decida y califique la labor de la administración pública.

En la lectura política, el gobernador dio algo y está pidiendo de vuelta. Se logró la gestión para municipios, junto con el gobierno federal, y a cambio se pide aplicar los recursos de forma escrupulosa y exclusiva para cuestiones del beneficio de la población y no en cuestiones que tengan que ver con la política partidista.

El mensaje de Olvera Ruiz, uno de los más llamativos previo a lo que será su cuarto informe de gobierno, se da también en el marco de una época reformadora a nivel nacional en la que se pide estar inmerso en temas del país, que tendrán, desde luego, impacto en el estado.

http://twitter.com/laloflu