Intimidades Colectivas

¿Se puede prevenir la violencia en La Laguna?

La pregunta no admite candidez en la respuesta. Atender preventivamente la estructura de oportunidad delincuencial pasa por tener claro las correas de transmisión locales de la ocasión para delinquir, en el contexto de los intereses multifactoriales y muchas veces multinacionales que generan los mercados ilegales de todo tipo.
La prevención social de la violencia es frágil si no cuenta con instituciones policiales, ministeriales y de procuración de justicia, fuertes. También será frágil si el capital social es endeble y la convivencia colectiva mezquina. Igualmente lo será en un contexto económico donde prevalezca la desigualdad en el ingreso y en el acceso a oportunidades. Y será iluso pensar que se puede prevenir improvisando.
En el seminario sobre violencia en México organizado en el COLMEX, Edna Jaime de México Evalúa presentó la evaluación que hicieron del Programa Nacional de la Prevención de la Violencia y la Delincuencia (PNPVD). Analizaron los criterios para definir las demarcaciones prioritarias, los de asignación de recursos, los proyectos y un estudio de caso. Encontraron que los criterios utilizados fueron población, alcance territorial e índices delictivos; sin embargo, la asignación del monto económico ¡fue previa a la presentación de proyectos!. En el caso de Torreón, por ejemplo, las demarcaciones seleccionadas no son las que presentan mayor incidencia delictiva; más aún, si esta se mide por homicidio doloso, el delito ha tenido una lógica territorial dinámica que dificulta establecer una demarcación (consultar georeferenciación del CCIL en www.ccil.org.mx )
Así pues, los recursos se asignaron primero por un monto fijo a los municipios seleccionados, luego por el componente de población y en tercer término, y solo en algunos casos, por la proporción de homicidios. Quizá el chile piquín sea muy bueno para las salsas pero no para hacer unos chiles rellenos. Así con los experimentos en política pública.
México Evalúa encontró, también, que sólo el 21 por ciento de los diagnósticos posee indicadores objetivos. Además el 65 por ciento de las metas no podrán ser medidas en su cumplimiento. A la pregunta de si puede prevenirse la violencia, México Evalúa respondió: “Difícilmente si la selección de las demarcaciones no se justifica y su metodología no es clara. No, si la distribución de los recursos no está basada en los objetivos y en los factores de riesgo. No, si la mayoría de los proyectos no parten de diagnósticos sólidos y evidencia empírica. No, si las metas e indicadores de los proyectos no permiten evaluar su efectividad y si cumplieron su objetivo.” Hay que tomar nota en La Laguna.


twitter.com/letrasalaire