Intimidades Colectivas

Riquelme tapa baches y lo rebasan delitos

“Como autoridad digo que sí han disminuido los delitos de alto impacto y patrimonial”; “la ola de inseguridad ya pasó”; “a la baja secuestros y homicidios”, “en seguridad vamos bien”. Todo lo anterior lo ha declarado el alcalde de Torreón, Miguel Riquelme, en estos primeros meses de su gobierno.
Veamos qué dicen los números con su fría y en no pocas ocasiones subregistrada autoridad. Comparemos el primer trimestre de 2013 con el primero de este año según cifras del Consejo Cívico de las Instituciones de La Laguna (CCIL) cotejadas con el SNSP. El homicidio doloso tuvo una disminución de 57.2%; el secuestro denunciado un crecimiento de 200%; la extorsión denunciada un crecimiento de 233.3%; el robo de vehículo con violencia una baja de 5.7%; el robo con violencia un incremento del 15.1%;  y el robo violento a casa habitación y negocio ha subido 120 y 88.6% respectivamente.
Hay otro rubro de medición del delito poco difundido por no  considerarse de “alto impacto” pues no se realiza de modo violento pero desde luego genera víctimas: respecto al primer trimestre del año pasado, en el primero del gobierno de Riquelme el robo no violento a casa habitación ha crecido 34.7%; el de negocio una disminución de 8.6% y el robo no violento de vehículo tiene una disminución de 56.7% (en el primer trimestre “solo” se han robado de manera no violenta 199 vehículos y 131 de manera violenta, o sea, 3.3  autos robados diariamente).
En resumen, lo que tenemos en los primeros cien días del actual gobierno municipal es: incremento en secuestro, extorsión, robo con violencia, robo a casa habitación y robo a negocio; disminución en homicidios y robo de vehículos. Que el lector con su autoridad de ciudadano juzgue.
En un afán más propagandístico que de sustancia alguna autoridad puede caer en la tentación de exaltar modificaciones coyunturales perdiendo de vista que en el tema seguridad sólo lapsos temporales amplios nos permiten medir y sentir mejoras sustanciales. En seguridad un año nos dice más que un mes y un trimestre más que una semana.
Por eso será muy importante lo que resulte de la evaluación y acuerdos impulsados por el gobierno federal y que dirigirá hoy el Secretario de Gobernación respecto a la seguridad en Torreón y en La Laguna. Ciertamente es una etapa distinta toda vez que el homicidio doloso ha disminuido significativamente y con ello el impacto en la percepción. Pero está el reto de los otros delitos que hacen suponer una “estructura de oportunidad delictiva” todavía muy robusta en la región.


twitter.com/letrasalaire