Intimidades Colectivas

Coahuila 2017: un asunto de dignidad ciudadana

Con la licencia solicitada por el favorito del gobernador Moreira, Coahuila tiene ya, en declaraciones, la lista de aspirantes a gobernar el estado de los 37 mil millones de deuda (monto similar al de hace cinco años, pese a los casi 20 mil millones pagados por intereses y manejo).

No obstante haber ejercido un presupuesto de alrededor de 200 mil millones de pesos en los últimos cinco años (sumando presupuestos de egresos publicados en el Periódico Oficial del Estado de Coahuila) la deuda sigue igual y la pobreza creció, según datos del CONEVAL. Así pues, misma deuda, más pobreza y, en el caso de Torreón, robo a casa habitación, negocio y transeúntes todavía por encima del promedio nacional.

Ante este escenario, por lo menos 15 personas han declarado su aspiración a buscar la candidatura, por sus partidos o independientes, en pos de la gubernatura: 13 hombres y 2 mujeres.

No resulta alejada la posibilidad de un primer semestre plagado de confrontaciones de baja estofa y tampoco extrañarían dos o tres escándalos producto de pesquisas diversas por fantasmas que ahora parezcan. Las encuestas señalan una alta probabilidad de alternancia ante el desprestigio del oficialismo en el poder. Las redes sociales son una ventana al ánimo social y la viralidad de las críticas supera con mucho a las campañas de propaganda gubernamental.

En este contexto, tengo para mí que las elecciones en Coahuila este 2017 son un asunto de dignidad ciudadana.

Quienes están a favor de la alternancia, deben asumirse ciudadanos con dignidad y expresar su deseo en las urnas. 

Quienes suelen externar su descontento a través de las redes sociales deben asumir que, electoralmente, el “like” que sí vale es el voto en las urnas.

Quienes militan en el partido gobernante se encuentran, también, ante una decisión de dignidad personal, ciudadana y partidista.  A ellos toca, incluso más que a sus adversarios políticos, demostrar que, en Coahuila, como diría Benjamín Franklin, “la mejor política es la honestidad”, y actuar en consecuencia. 


twitter.com/letrasalaire