Esto si es música

Un Siglo de Historia Musical 1940-1949

En 1940, la canción más escuchada en la radio era “Frenesí”, del compositor chiapaneco Alberto Domínguez, al grado de trascender la frontera norteamericana gracias al músico Glenn Miller, quien se refirió a Domínguez como “el musicalizador de la Segunda Guerra Mundial”, también gracias a su gran éxito “Perfidia”.

La versión definitiva de “Frenesí” la grabó el clarinetista Artie Shaw, famoso además por haberse casado con las actrices de Hollywood Ava Gardner y Lana Turner.

La tapatía Consuelo Velázquez compuso, a sus 19 años, el tema “Bésame Mucho”, de la cual hoy en día existen más de un mil versiones grabadas, traducida a 20 idiomas. Emilio Tuero fue el primero en interpretarla en español, y Nat King Cole hizo lo propio e inglés. Incluso pasó por The Beatles.

Walt Disney ya tenía un contrato listo para Velázquez, mientras luminarias como Orson Welles, Rita Hayworth y Errol Flynn querían conocerla; pero ella declinó para regresar a México y casarse.

El tenor mexicano José Mojica anunciaba su retiro para convertirse en sacerdote franciscano; ante tal noticia, Agustín Lara le preguntó por qué: Mojica acaba de perder a su madre, por lo que decidió alejarse del mundo adulador. Esto impactó al compositor y le dedicó “Solamente Una Vez”, la pieza más conocida del cantautor adoptado veracruzano.

El compositor tapatío Juan Pablo Moncayo viajó a la ciudad de  Alvarado, Veracruz, donde conoció los sones “El Siquisirí”, “El Balajú” y “El Gavilancito”, los cuales tomó de base para componer su “Huapango”, el cual es considerado el segundo himno nacional. Bueno, ahora se entiende por qué no suena como un son huasteco.