Año nuevo, vida nueva… sera?

Buenos días queridos lectores, con el gusto de volver a estar con ustedes, disculpen la interrupción pero justo me gustó este día para retomar una pasión no tan secreta que tengo, y que es escribir. Como muchos de ustedes estos últimos días,  he estado haciendo el recuento del 2014, mis logros, mis fracasos, los propósitos que no cumplí  así como todas aquellas cosas que de forma inesperada llegaron a mi vida; todas y cada una de ellas me dieron algo que aprender y al mismo tiempo me inspiraron para seguir adelante.

Y aunque al final el balance es positivo, me puse a pensar en algo que considero nos pasa a muchos. Al inicio de año, hacemos una lista de propósitos para realizar en el transcurso del mismo, pero creo que por la emoción del momento, y el relax de las vacaciones, realmente no tomamos en serio el hacerlo bien. Y con hacerlo bien, no me refiero a ponerlo en un papel bonito, enmarcado y publicado en redes sociales; no para nada, a lo que me refiero es que no nos tomamos el tiempo de pensar en lo que queremos cambiar y lo que realmente podemos hacer, ya que son dos cosas diferentes.

Los propósitos que formulemos para este año, es conveniente hacerlos en forma real y realizables, y para lograr esto, quiero compartir con ustedes algunos tips que me dieron en un diplomado al que asistí, si gustan más información se las puedo proporcionar por mi facebook o twitter que más adelante les compartiré.

Bueno, como iba comentando, aquí les van algunos tips, para la lista de propósitos, o mejor llamémosla “lista de áreas de oportunidad”.

 

1.- ¿Qué aspectos de mi vida deseo mejorar y por qué?

Estas son preguntas fundamentales debido a que nos ayudarán a enfocarnos en lo que queremos mejorar, y a su vez nos da la motivación para lograr nuestros objetivos; ejemplo: bajar de peso para estar saludable, administrar mejor mi tiempo para realizar otras actividades y tener tiempo libre, aprender a cocinar postres para poner un negocio, ahorrar dinero para comprar un carro, estudiar una maestría para superarme profesionalmente…

Ya que sabemos qué aspectos queremos mejorar y cuál es nuestra motivación, la siguiente pregunta es:

 

2.- ¿Cómo lo voy hacer?

Es decir, trazar un plan que pueda realizar, de modo que mis propósitos puedan realizarse paulatinamente; retomemos nuestros ejemplos anteriores:

- Quiero bajar de peso para estar saludable, para lograrlo primero voy a acudir con mi médico familiar para que me haga un chequeo general, segundo, con la nutrióloga para un plan de alimentación acorde a mis necesidades y tercero, informarme sobre las actividades físicas que puedo realizar y cómo hacerlas…

- Quiero ahorrar dinero para comprarme un carro, para lograrlo primero tengo que hacer cuentas, cuáles son mis ingresos, qué gastos tengo y clasificarlos en los que tengo que pagar (agua, luz, teléfono, comida, gasolina… (ah no, ese no, ¿verdad’, apenas lo voy a comprar) y los gastos en los que puedo tener algún ahorro (salidas al antro, café, cine, comprar comida rápida el fin de semana), ya una vez que hicimos las cuentas podemos determinar qué cantidad de dinero podemos ahorrar al mes y en donde lo vamos a guardar…

Creo que en algún momento hemos escuchado la frase “Roma no se hizo en un día”, bueno pues lo que sigue es, a mi parecer la parte complicada, ya que justo esta frase aplica al pie de la letra, y es que para poder ver avances debemos ponernos fechas límites de tiempo, es decir plantearnos metas a corto, mediano y largo plazo de nuestros propósitos principales. Por lo que la siguiente pregunta es…

3.- ¿En cuánto tiempo haré las actividades de mis propósitos?

Aún cuando tengamos un plan ya trazado, si no ponemos fechas lo dejamos abierto y absolutamente ambiguo. Si ya tengo claro que mi propósito es bajar de peso, para estar saludable y desarrolle mi plan, al no ponerle fechas, es muy probable que por el ajetreo de la vida diaria (trabajo, familia, y demás compromisos) los terminemos posponiendo y terminemos otra vez igual o hasta más desanimados.

Por lo tanto, retomando el ejemplo anterior, en mi plan inicial comenté que debía acudir al médico general para un chequeo entonces en la primera semana de enero hago una cita con él para mi valoración y posteriormente con la nutrióloga; lo que surja de estas consultas serán otros objetivos que de igual manera habrá de trazar un plan para poder logar llevarlos a cabo, con la ayuda de los profesionales de la salud, con los que me estoy atendiendo.

De ahí la importancia de poner metas con fechas, cada paso hacia adelante es un logro importante que debe motivarnos a continuar mejorando el aspecto de nuestra vida, que estamos decidiendo mejorar. Y también recordar, que si por alguna razón no salen las cosas como las planeamos, siempre habrá otra forma de hacerlas, no hay que cerrarnos, las posibilidades son infinitas y tratemos de ver el lado bueno de todas ellas, quedémonos con el aprendizaje que cada experiencia nos da.

Por ultimo y no por eso menos importante.

 

4.- Escribirlo

Porque así nos sentimos comprometidos con nosotros mismos, pero también nos recuerda la motivación inicial, y de ahí podemos agarrarnos para lograr nuestros propósitos, cuando de repente sintamos que ya no podemos.

No me puedo despedir sin antes comentarles dos de mis propósitos de este año:

- Escribir semanalmente mi columna, esto porque como dije antes es una de mis pasiones secretas y segundo porque me encanta compartir ideas (que va muy de la mano con mi segundo propósito), para poder lograrlo la escribiré el día viernes y la haré llegar a mas tardar el sábado.

- El segundo propósito es poder estar en contacto, con todas aquellas personas que deseen platicar sobre algún tema en particular, soy una fiel creyente que en grupo es más fácil lograr nuestros objetivos, y eso justamente es lo que me gustaría hacer, que podamos formar un grupo de apoyo para compartir experiencias y así mejorar no solo nuestra vida, sino nuestro entorno, por lo que si alguno se anima,  en mis redes sociales .

¡Feliz y próspero 2015! Que todos sus sueños, propósitos y deseos se vean cumplidos. Un fuerte abrazo y hasta la siguiente semana.

 

facebook @MonseOliva y en twitter @MonsssssssseOoO