Déjame te pregunto

¿La Diabetes una pandemia latente?

Ayer se celebró el día mundial en contra de la diabetes y en múltiples partes del mundo, diversos actos se efectuaron, a pesar de tenerla entre nosotros, dentro de nuestro país, “poco” se hablo del hecho.

Muchos suelen llamarla la “asesina silenciosa”, y ya sus estragos que comenzaron hace más de una década hoy se están viendo, y lo peor si no se hace nada está aún por venir.

Mi abuelo murió a causa de ella, mi madre desde hace cinco años que la padece y así como ellos cerca de 7 millones de mexicanos la tienen detectada, se dice que solo uno de cada dos sabe que tiene esta enfermedad, de ser cierto, estamos hablando de 14 millones de personas, casi el 12% de la población total de México.

Diabetes es un vocablo griego que significa “lo que va a través” y hace referencia a la gran cantidad de orina que genera una persona con esta enfermedad, no la detiene y por lo tanto pasa a través de su cuerpo para salir. Un enfermo puede tomar hasta 40 litros de agua en un solo día.

Ayer se celebró el día mundial en contra de la diabetes y en múltiples partes del mundo, diversos actos se efectuaron, a pesar de tenerla entre nosotros, dentro de nuestro país, “poco” se hablo del hecho.

A todos nos queda claro que esta enfermedad se encuentra entra las primeras causas de muerte en México, tan solo en América del Norte su prevalencia es del 11.4% lo que la coloca como la más alta del mundo.

La diabetes es crónica e irreversible, una vez que la tiene uno ya no se irá, no tiene cura y lo acompañará por el resto de su vida.

Es una enfermedad metabólica en la que se produce un “exceso” de glucosa (o azúcar) en la sangre y en la orina, producto de la disminución de la hormona de la insulina en nuestro cuerpo. Esta hormona es la responsable de que la glucosa de los alimentos que comemos, sea absorbida por la células de nuestro organismo y así darnos “energía”, si no está presente, simplemente no se absorbe, de ahí que nuestra sangre y orina se “llenen” de azúcar y con ello provoque daños irreversibles.

Al no tener una cultura de la prevención, muchos desafortunadamente reciben su diagnóstico cuando ya están presentes las complicaciones de la enfermedad, esto es: fallas severas del corazón, del sistema circulatorio, pérdida de la vista, y el más común entre nosotros, la pérdida de la función renal.

Nuestras clínicas del sector salud tienen salas de hemodiálisis repletas de pacientes.

Hidalgo no se encuentra exento; datos recientes del INEGI revelan que alrededor del 10% de su población presenta este padecimiento (lo cual es un porcentaje muy alto), y peor aún, es que la gran mayoría de ellos no están bajo ningún sistema de seguridad social.

Para nuestro Estado, representa un reto, no solo por los recursos económicos y de infraestructura que requieren los prestadores de servicios de salud para brindar una atención adecuada, sino también por el costo económico y sobre todo emocional para las personas que la padecen, se dice que cuando a usted le da esta enfermedad pierde 10 años de esperanza de vida.

Si a todo esto le sumamos que tenemos sobrepeso (más de la mitad de los Hidalguenses lo padece) la cosa empeora aún más, ya que esta condición es un detonante casi directo para desarrollar diabetes.

Así que es preciso tomar conciencia y actuar, debemos “educarnos” y entender que se puede prevenir y/o controlar, el ejercicio físico diario, una dieta adecuada (bajándole al refresco y a la “garnacha”) y la ingesta de medicamentos en caso de estar enfermo ya, le pueden asegurar muchos años de vida más.

Me queda claro que la diabetes es una emergencia de salud pública y si no se hace algo desde nuestro gobierno, poco a poco una pandemia se volverá.

Por favor valgan estas líneas para llevarlo a la reflexión y si usted ya la tiene declarada cuídese, si no lo sabe evalúese y si no tiene nada prevéngase, no le vaya a pasar lo que la Senador Barbosa del PRD, que por no cuidarse (bonito ejemplo), le dio el famoso pie diabético y la pierna le tuvieron que amputar.

Que pase un excelente fin.

dacc_cardenas@yahoo.com.mx