AGORA

¿A qué viene el Papa Francisco?

La religión católica tiene un ingrediente que la hace singularen el mundo. El número de fieles. Mil doscientos cincuenta millones, casi el 18 % de la Tierra. En México, según datos recientes del INEGI, del total de la población del país, 82.7 por ciento somos católicos (más de 90 millones) contra un 4.7 por ciento que no sigue ninguna religión, porcentaje por demás respetable, amén que muchos de ellos (agnósticos y ateos), no respetan a quienes creemos en un Dios  en la figura de Jesucristo con representante en la tierra.

Pero no es mi intención hablar de quienes atacan y critican la visita del Papasin fundamento y sin una crítica de fondo, pues para hablar de toros hay que estar en el ruedo y no, detrás de la barrera. La iglesia Católica no necesita de críticos ni defensores,  sino de gente que revolucione y reinstale el pensamiento social apostólico que se traduce en hacer el bien y trabajar por los pobres.

Desafortunadamente, muchos representantes de la Iglesia católica, que no por eso son “la iglesia católica” (dirían los políticos  que la institución está más allá de sus hombres-y en eso  coincido), han tenido conductas dignas de llevarlos a la hoguera pero esa, esa es otra historia.

La visita del Papa Francisco debe entenderse  desde dos esferas, la política y pastoral. Después de las relaciones formales entre la Iglesia y el Estado,  la dimensión política adquiere un significado especial; Entonces  se recibe al Papa con  el mismo trato que el Gobierno le daría a Putin, Obama o Hollande. Para muchos, sobre todo para quienes no simpatizan con la visita, un exceso y una desproporción mayúscula, sin embargo, guste o no, querer cambiar la historiasería difícil, lo que si podemos cambiar, es el País con ciudadanos responsables y participativos de la vida pública.

Para terminar: ¿A qué viene el Papa? Esperaría de él un mensaje político y apostólico del papel que juega la Iglesia en el Siglo XXI, a riesgo de encontrarse con  hipocráticas,  fariseos  o publicanos, esos mismos que aparecen en  los evangelios listos para tirar la primera piedra.


ckarmona@yahoo.com.mx