AGORA

Candidatos a escrutinio

Hoy más que nunca las candidaturas deben recaer en aquellos ciudadanos en quienes la ciudadanía pueda confiar. La información que tenemos de los políticos  hoy más que nunca vuela en segundos y, trayectorias simuladas en un 2 por 3 se vienen al traste, como la del alcalde con licencia del municipio de  Soledad de Graciano Sánchez, Ricardo Gallardo Cardona, quien solicitó licencia para buscar la precandidatura  a la  Gubernatura  de San Luis Potosí por el PRD  y hoy, está  preso en un penal federal por  presunta responsabilidad en los delitos de delincuencia organizada y operaciones con recursos de procedencia ilícita y a quien se le detectaron más de 200 millones de pesos.De confirmarse los cargo del alcalde Potosino con licencia,  junto con otros políticos presos, entre ellos el ex alcalde de Iguala José Luis Abarca (más los que se sigan acumulando),  son ejemplos vivos de la degradación de la política y el descredito de los partidos políticos que  los postulan. Por ello, ante el registro de candidatos y candidatas ente los  próximos procesos electorales en todo el País, el escrutinio de todos aquellos que aspiren  a cargos de elección popular debe ser una obligación seria y detallada.El diccionario de la Real Academia Española define escrutinio: “Examen y averiguación exacta y diligente que se hace de algo para formar juicio de ello”, en ese sentido,  la trayectoria de quienes aspiren a ocupar cargos debe ser transparente y diáfana donde quien busque  un cargo de elección, y por tanto el acceso al poder debe ser para satisfacer  ideales y procurar bienes supremos en  la política que proporcionen felicidad a sus gobernados,  como si de filosofía Aristotélica o kantiana estuviéramos hablando en el más idealista de los casos. Apelando a la  praxis,  diría el politólogo catalán Joan Subirats que los políticos deben buscar la felicidad de sus gobernados. Sin embargo,  lejos estoy de discernir sobre las teorías de los Clásicos o del teórico Español,   pero sí,  muy cerca del sentir del ciudadano  que hoy en día observa como muchos políticos  se han servido del poder para devorar   como aves hambrientas de rapiña  todo lo que se mueva, aun estando en el desierto; Otros,  bajo  discursos demagogos  muestran  la ambición por el engrandecimiento a su persona y donde todo  debe girar en torno a ellos sin servir y ofrecer nada a cambio por el voto, pues éste,   se compra con despensas, cobijas o con papel moneda impreso con las figuras de Frida Kalo  y al anverso Diego Rivera.  Afortunadamente las redes sociales, la información pública y la investigación ciudadana van más allá del populista que aspire a cargos públicos con ideales perversos o al servicio de “otros” poderes.   Las candidaturas a cargos de elección en todo el País en este 2015 serán el detonante para que los ciudadanos pasemos de la simple críticaa la participación.  Todos al escrutinio serio y detallado. 


ckarmona@yahoo.com.mx