DE BUENA FUENTE

La controversia de la no denuncia…

Parece ser que la zona conurbada sigue recuperando la confianza de los visitantes y eso es bueno porque el turismo representa uno de los ingresos más importantes para estas ciudades.

Pero el centro de Madero lleva mes y medio sin vigilancia. Problema que persiste, a pesar de que en ese municipio se ubica la principal joya turística de la entidad.

El tema de la seguridad no debe descuidarse; requiere mantener el interés de autoridades federales y estatales para resolverlo.

Sigue siendo una prioridad, por ello debe continuar la labor iniciada en torno a la formación de las mesas de seguridad y justicia en Tampico, Madero y Altamira.

Asunto para el que se tomó como referencia la experiencia de Chihuahua y Nuevo León, esperándose que también llegue a dar resultado acá.

Y es que la zona sur sigue estando en los primeros lugares del índice delictivo en el estado, y éste a su vez continúa dentro de los primeros en secuestro y extorsión, según indicadores del Observatorio Nacional Ciudadano.

Con la integración de esta mesa, que sumada a las demás del estado serían cinco, se pretende  que haya una mejora radical en el estado.

Por ello es que el pasado 9 de julio, se llevó a cabo la Primera Sesión Plenaria, en la que según se dijo se instalaron los respectivos comités, con la presencia del director general de la Fundación México SOS, Orlando Camacho, quien diera a conocer esto a medios locales.

En este punto es importante saber con quiénes se cuenta para tan trascendental estrategia y quiénes serán los aliados para sacar adelante a la región de lo que ha sido una verdadera calamidad para las familias y para la vida productiva de la zona.

Por eso la importancia de los involucrados, que ahora tendrán interlocución con un prestigiado sector ciudadano, que le está apostando a ser parte de la solución.

De ahí que debe existir una responsabilidad de las autoridades de todos los niveles en saber colocar a quienes estén a la altura de estas metas y objetivos.

Por cierto, uno de los personajes que ha venido generando controversia, es el coordinador en la zona de la ahora Fuerza Tamaulipas, General José Marines, quien ha responsabilizado a la ciudadanía, de la que ha dicho, entre otras cosas, que carecen de cultura y que les falta valor para denunciar.

Situación que ha generado molestia entre organismos empresariales y ciudadanos, que consideran esas expresiones como irrespetuosas. Así las cosas.