Corredor Fronterizo

Objetivos de desarrollo sostenible en agua

En el año 2000, los países miembros de Naciones Unidas acordaron los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM), cuyo plazo para lograrlos se fijó para 2015. Como parte del objetivo número 7 se proponía: reducir a la mitad la población sin acceso sostenible a agua potable y saneamiento básico. De acuerdo con el informe 2014 de la ONU, se lograron esas metas incluso antes de lo planeado. En 2012, el 89 por ciento de la población mundial ya usaba fuentes mejoradas de agua potable. Sin embargo, aunque más de 2.300 millones de personas lograron el acceso a una fuente mejorada de agua potable entre 1990 y 2012, sólo el 70 por ciento de esa población contaba con conexión dentro de su vivienda. Se estimaba que 173 millones obtenían el agua para beber directamente de ríos, arroyos o lagunas. Entre 1990 y 2012, la cobertura en saneamiento aumento de 49 al 64 por ciento. La meta sin embargo era lograr una cobertura del 75 por ciento y 2.5 miles de millones de personas todavía no contaban con instalaciones sanitarias adecuadas.

En México, según el Informe de Avances de ODM 2013, el 91 por ciento de la población contaba con acceso sostenible a fuentes mejoradas de abastecimiento de agua y el 88 por ciento a servicios de saneamiento mejorados. Una breve revisión a una fuente reciente, la Encuesta Nacional de Gastos de los Hogares 2013 nos informa que sólo el 76 por ciento de las viviendas contaba con conexión dentro de la vivienda. El 3 por ciento se abastece de agua de pozo, río, lago, arroyo u otra. El 73 por ciento de las viviendas contaba con servicio de agua diariamente y el 10 por ciento recibe agua dos veces por semana o menos. En cuanto a saneamiento básico, el 73 por ciento de las viviendas contaba en 2013 con sanitario con conexión a agua y el 23 por ciento “le echan agua con cubeta”. Estos datos nos indican que la cobertura actual en México no puede considerarse como sostenible.

Con el propósito de darle continuidad al planteamiento de objetivos internacionales de desarrollo después de 2015, en la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Desarrollo Sostenible se estableció un mandato para crear un Grupo de Trabajo Abierto con el objeto de elaborar un conjunto de Objetivos de Desarrollo Sostenible. Ese Grupo remitió a la Asamblea General en julio de 2013 una propuesta de 17 objetivos. En el objetivo 6 se propone: asegurar disponibilidad y manejo sostenible de agua y saneamiento para todos. Específicamente se plantea lograr para 2030: 1) acceso universal y asequible de agua limpia para todos; 2) acceso a saneamiento adecuado y asequible para todos, con especial atención a niñas, mujeres y personas en situación de vulnerabilidad; mejorar la calidad del agua, reduciendo a la mitad el agua no tratada e incrementando el reuso; incrementar sustancialmente la eficiencia en el uso de agua en todos los sectores; implementar el manejo integrado de recursos hídricos en todos los niveles; proteger y restaurar ecosistemas relacionados con el agua, incluidos montañas, humedales, bosques, acuíferos y lagos. Todos ellos son propósitos loables que sin embargo deben establecer definiciones, criterios e indicadores confiables para su medición o se repetirá en 2030 el cumplimiento sólo en cifras globales.

ISMAEL AGUILAR BENÍTEZ

Profesor-Investigador de el Colegio de la Frontera Norte