Corredor Fronterizo

IVA e inflación en Matamoros, Tamaulipas

La homologación del IVA en la frontera con Estados Unidos que entró en vigencia en enero de 2014 desató toda una polémica sobre sus potenciales impactos en la inflación, el nivel de empleo, la competitividad de las empresas y las preferencias en los consumidores fronterizos.

El INEGI publica mensualmente las tasas de inflación de las ciudades más grandes del país y en el noreste sólo encontramos las de Matamoros, Tamaulipas, que nos servirá para hacer algunas reflexiones al respecto. Con la homologación, el IVA se incrementó en 5 puntos al pasar del 11 al 16% y se habrá de expresar en los precios al consumidor.

Las estadísticas generadas en Matamoros, Tamaulipas, demuestran que la inflación ya se presentó con un promedio de 1.36% en enero de 2014 y significó un cambio porcentual de 58% respecto a diciembre de 2013, cuya inflación fue de 0.86%. Si comparamos con enero de 2013 que registró una inflación de 0.44%, podrán obtenerse las diferencias y el impacto inflacionario de este impuesto.

El mes de enero tiene de particular que todos los precios se incrementan y ponen en jaque a la mayoría de la población. En Matamoros, Tamaulipas, y todas las ciudades fronterizas al reetiquetar los productos con un nuevo IVA, los consumidores tendrán que pagar más y les alcanzarán menos sus ingresos.

Si revisamos los conceptos que agrupan las diferentes mercancías para identificar la inflación en Matamoros, la salud y el cuidado personal experimentaron el cambio más brusco; de registrar en diciembre de 2013 -0.80%, en enero de este año alcanzaron una inflación de 2.65%. Ese cambio sólo puede ser explicado con una elasticidad precio muy elevada debido a clientes méxico-americanos con mayor capacidad financiera.

La vivienda fue el segundo concepto con la tasa más elevada de inflación (1.95%) y el tercero fueron los muebles, aparatos y accesorios (1.68%). En los cálculos de INEGI resulta interesante el comportamiento de los precios de la ropa, calzado y accesorios, con apenas el 0.09%, que se caracterizan por ser muy elásticos respecto a los cambios en los precios.

Los alimentos, bebidas y tabaco también crecieron en 1.04% en enero de 2014, aun con la ausencia de IVA en la canasta básica; pero al comparar la inflación con el mes de diciembre de 2013 tuvieron un registro de 1.36%, que resulta inexplicable porque las bebidas azucaradas, el tabaco y la cerveza fueran las menos favorecidas con la nueva reforma hacendaria. En suma, los efectos todavía no se despliegan totalmente, el tiempo pondrá todo en su lugar.

SALVADOR CORRALES C.

Profesor-Investigador de el Colegio de la Frontera Norte