La historia en breve

Las dos reuniones de Jesús Reyna con "La Tuta"

Como secretario general de Gobierno de Michoacán y gobernador interino de la entidad, Jesús Reyna ha negado nexos y encuentros con Los caballeros templarios.

Existe, sin embargo, un documento, con fecha de 16 de marzo de 2012, que adquiere significación después de los hechos del fin de semana. Es el informe (del que algo se ha hablado) que le envió Juan García Bravo al entonces secretario de Seguridad Pública de Michoacán, Elías Álvarez Hernández.

García Bravo fue asesor de Álvarez Hernández. Cobraba por contrato. Álvarez Hernández asumió el cargo en febrero de 2012 y lo dejó en febrero de 2013 para sumarse al equipo de Manuel Mondragón en la Policía Federal, donde sigue trabajando, “sin comisión”.

El informe de García Bravo detalla dos reuniones de Reyna con líderes templarios en el rancho El Jabalí, en la comunidad de Las Cruces, en Tumbiscatío, en la temporada electoral de 2011. Una en la última semana de julio; la otra, en la segunda semana de octubre.

En ambos encuentros, acompañaron a Reyna, el entonces coordinador de la campaña de Fausto Vallejo, el candidato y hoy presidente municipal de Tepalcatepec, Guillermo Valencia Reyes, y el líder de la Coordinación de Trabajadores Transportistas de Michoacán, José Trinidad Martínez Pasalahua. A la de octubre acudió, además, Armando Ballinas, hoy secretario ejecutivo del Consejo Estatal de Seguridad Pública.

Por el lado de los Templarios participaron el Doctor Nazario Moreno y La Tuta. En la de julio estuvo, también, el Lince Solís Solís, detenido por el Ejército en septiembre de aquel 2011, y quien buscó una diputación federal por el Partido Verde en 2009.

Mañana: El informe para el secretario Álvarez Hernández.