La historia en breve

¿Está inventando el "Wall Street Journal"?

La noticia parece filtrada desde la cumbre. Escribe Juan Montes, en el Wall Street Journal, que “altos representantes del gobierno” e integrantes del PAN “se encuentran en negociaciones avanzadas para sellar un acuerdo que permitiría al Estado mexicano compartir la producción petrolera, así como conceder contratos de licencia diseñados para acceder a depósitos de gas de esquisto y de crudo en aguas profundas”.

Es decir, la iniciativa del presidente Peña Nieto de contratos de utilidad compartida se estaría moviendo estratégicamente hacia la de concesiones del PAN. Es cierto que la nota del Wall Street Journal carece de fuentes, pero es de las que fuerzan una descalificación inmediata… si es falsa.

Reaccionó temprano el PRD y anunció que abandonaba la mesa de la reforma política mientras gobierno, PAN y PRI no aclararan sobre las presumibles negociaciones secretas.

Cerca de las cinco de la tarde, le pregunté al presidente del PRI, César Camacho. “Por supuesto que es falso”, reventó. “El propio periódico dice que son fuentes anónimas. No hay seriedad en una expresión de ese tipo”.

César Camacho recalcó que nada de lo planteado por el presidente Peña Nieto en materia energética “se ha hecho detrás de los actores políticos que tendrán que tomar la decisión, más temprano que tarde”. Pero expresó también que la iniciativa presidencial es solo un gran paraguas que deja mucho a la legislación secundaria, y a los expertos,  “para ubicar los límites y construir un espacio donde todos nos sintamos cómodos”.

Desmentido categórico que, sin embargo, abre dudas. Cómodos, límites, expertos, paraguas…