La historia en breve

"Sofía", primera denuncia directa contra Cuauhtémoc Gutiérrez

Ella escuchó los noticieros de la semana pasada, habló con su novio y decidieron buscar a Rosi Orozco para que los acompañara a presentar una denuncia penal contra Cuauhtémoc Gutiérrez. La presentaron el jueves, 1 de mayo, en la Fiscalía para la Atención del Delito de Trata de Personas de la Procuraduría de Justicia del DF.

Fue la primera acusación directa por acoso o amenaza sexual contra el ex presidente del PRI en el DF. Rosi (con quien yo había discutido fuerte sobre el manejo informativo del tema) me llamó y los cuatro nos encontramos el viernes en la tarde en el café Garat del Paseo de la Reforma.

Le pregunté a ella por qué quería que lo difundiéramos el lunes en la radio. Dijo que buscaba evitar que otras mujeres vivieran esa clase de experiencias. Rosi y yo nos levantamos de la mesa para que tacharan lo que quisieran de la copia de la declaración ministerial que me iban a entregar. Tacharon, en esencia, el nombre de ella y de sus entonces compañeras edecanes. Entonces: mayo y junio de 2009.

Por lo que me cuentas, le dije, no sé si alcance para que Cuauhtémoc vaya a la cárcel, pero estás ayudando a elevarle el costo a los que se sirven de una posición de poder para exigir sexo. Ella, realmente bella a sus 24 años, nos dijo que tenía miedo, pero no como para paralizarse. Se despidió sin dramatizaciones fuera de lugar. Me dio siempre su nombre, pero pidió que por lo pronto la llamemos Sofía.

Solicitó protección a las autoridades del DF. Ayer en la tarde aún no la recibía. Por eso el hashtag #ProtecciónParaSofía, al que me sumo resueltamente.

Gracias, Sofía.