Malas compañías

De los retos

En redes sociales se ha viralizado una suerte de reto por el cual los usuarios deben señalar aquello de lo que están agradecidos y, al mismo tiempo, retar a otros para hacer lo mismo durante siete días.

La misma viralización se ha dado en el reto de nombrar los diez libros que han marcado la vida de los usuarios y también desfafían a otros a seguir esta dinámica.

Ambas actividades me parece son antítesis del Ice Bucket Challenge, gran fenómeno de redes sociales que,sin embargo, se antoja bastante superfluo, no por la esencia del reto en solidaridad contra la Esclerosis Lateral Amiotrófica, sino porque permitió la sobreexposición a modo de figuras públicas quienes quisieron demostrar que son muy buenas personas, mientras los ambientalistas se cortan las venas –con justa razón- por el desperdicio de un recurso natural que escasea de forma dramática en el orbe.

El primer reto de los usuarios de FB es genuino, enaltece esas pequeñas cosas de la vida: el agradecimiento a la familia; a la naturaleza, al trabajo y a los amigos.

Esos ratos o circunstancias que hacen sonreírle al día: el gusto por caminar sin contratiempos, el término de una jornada laboral, la risa y el contento de los hijos o la salud de los padres. Y ese largo etcétera que las muchas veces ni siquiera sabemos reconocer.

El segundo reto Facebook-iano tiene que ver con ese gusto de lectura, los usuarios tienen sus grandes variantes. Van desde los clásicos hasta los escritores más contemporáneos. Hay gustos exquisitos en autores y listas con los escritores populares y del momento.

Los usuarios lanzan los retos a sus contactos o amigos y se genera buena información. Hay títulos y escritores altamente recomendables, e incluso rescatados del olvido. #TenBookChallenge ¡Bien por eso!

Hay un reto que ha surgido discreto y es el referente a las diez películas que han marcado vidas.

Sin embargo, sería conveniente e incluso deseable que en México el Ice Bucket Challenge tuviera otra esencia. Qué se congele la inflación, el precio de los alimentos y servicios y que se ataque la inseguridad. Eso es lo verdadero de los retos...