Duda razonable

Y la nave va…

En los próximos días el Congreso de la Unión aprobará la reforma hacendaria propuesta por el presidente Peña Nieto —faltará solo discutir el presupuesto. La aprobará casi en los términos en que fue propuesta. Se eliminaron impuestos que desde el principio parecían estar ahí para ser entregados a los legisladores para que los presumieran.

Los Beltrones y los Aureoles y los Villarreal podrán presumir que fueron ellos los que evitaron que se gravaran las colegiaturas y las rentas y los intereses de las hipotecas… Pero en su sentido general, la reforma será la que quiso el gobierno, la que aumentando impuestos y quitando algunos privilegios y excepciones le podría dar bastante más dinero en los próximos años.

Es además una reforma que en lo general responde a lo planteado en los compromisos del Pacto por México hace casi un año.

En esta ocasión los pactistas han funcionado con modalidad PRI/PRD y el PAN emitiendo un testimonial voto en contra para satisfacer a clientelas blanquiazules. Dudo que nadie le reclame a Gustavo Madero en el Consejo Rector su campañita en contra, como tampoco creo que nadie en ese órgano le vaya a reclamar a Zambrano cuando la reforma energética sea aprobada con el voto contra su partido.

Y también hay que decirlo, habrá reforma hacendaria que llenará las arcas del gobierno sin reforma política que en la imaginación de la oposición le dé más oportunidades de competir en los estados contra el mayoritario PRI.

Más lana para Peña y el INE que quiere la oposición no existe ni el nuevo IFAI ni la Comisión Anticorrupción ni…

Y la nave va.

El título de la Duda Razonable de hoy está arrancado de esa joya de Federico Fellini que cuenta la historia de la travesía del trasatlántico Gloria N cargado de representantes de la nobleza, artistas, músicos, un periodista y hasta un rinoceronte hediondo. Una de las claves de la espectacular película de Fellini está en su final.

No estaría mal que la vieran (o volvieran a ver) los pactistas.

Twitter: @puigcarlos