Duda razonable

Aurelio Nuño: la situación sí es de emergencia


Escribí ayer aquí que me parecía que la reacción de las autoridades educativas frente a los nuevos resultados de PISA, en que México salió muy mal, no reflejaba el sentido de urgencia que, según yo, se necesitaba.

Ayer conversé con el secretario de Educación, Aurelio Nuño.

Cito aquí algunos fragmentos: "Yo creo que sin duda es una situación, como tú la llamas, de emergencia y estamos actuando de esa manera, una cosa es actuar con serenidad y otra cosa es no actuar con un pleno sentido de urgencia. Simplemente lo que yo dije es también una absoluta realidad: los cambios en educación tardan en madurar, los países que hoy vemos que son un ejemplo como Corea del Sur, como Finlandia, como Singapur, como Vietnam, pues hicieron reformas ya hace mucho tiempo, y en sí las reformas profundas tardan más o menos una década, por eso, y eso lo digo tomando en cuenta la comparación internacional y por eso yo he hablado de más o menos una década, pero el sentido de urgencia es absoluto".

Nuño me dijo que la única diferencia con estos resultados es que hoy en día ya hay una reforma educativa aprobada "con políticas públicas en marcha". Además, insiste, hay que ver de dónde veníamos.

"Los jóvenes que presentaron la prueba PISA que tienen 15 años entraron al sistema educativo en 2006. Entraron a un sistema educativo con todos estos vicios, venta y herencia de plazas, todo lo que conocemos; pero, además, con un gobierno que le entregó el sistema educativo a Elba Esther Gordillo. Esos son los jóvenes que están llegando ahorita".

Escribí ayer que no entendía, si hubiera urgencia, la reducción en el presupuesto para capacitación docente.

Me dijo Nuño:

"Lo que no dice tu artículo, siendo real que hay una disminución del presupuesto de 2016 a 2017, lo que no dice es la película completa. La capacitación docente, previo a la reforma educativa, los presupuestos en términos generales estaban en alrededor de 500 millones de pesos. A partir de la reforma y de que esto se volvió una prioridad, han tenido un incremento gigantesco. En el año 2015 fue de alrededor de mil 300 millones de pesos, de 500 a mil 300 millones de pesos. En el año 2016 se alcanzó un pico, que fueron mil 800 millones, y efectivamente en el 2017 baja a mil 600 millones. Pero si tú ves la curva completa estás hablando de un incremento estructural muy serio".

Y me dijo más de una vez que está actuando con urgencia, pero con serenidad. Eso me dijo el secretario Nuño.

Twitter: @puigcarlos