Sin pedir audiencia

La Diagonal

Además del malestar de vecinos de la avenida Ávila Camacho que se quejan de la poca información que hay sobre la línea 3 del Tren Eléctrico Urbano, los que elevarán la voz en su momento son los concesionarios y subrogatarios de las rutas que dejarán de circular por donde pasará el tren.

Como aconteció en la Calzada Independencia cuando retiraron rutas por el Macrobús, con el tren ligero sucederá lo mismo. Sin embargo, hay una ruta en particular con la que el gobierno estatal estaría realizando una especie de “harakiri”.

La 275 Diagonal Tonalá de Servicios y Transportes, ha sido desde hace muchos años la “estrella” de la empresa.

En sus mejores tiempos, en la década de los noventa, esta ruta llegó a operar hasta con 200 unidades. Por turno completo, los operadores reportaban un ingreso de cuatro mil pesos. Es decir, que generaba hasta 800 mil pesos diarios. En ese tiempo Servicios y Transportes llegó a reportar hasta un millón 600 mil pesos de venta por día. La ruta “estrella” aportaba la mitad de los ingresos.

El declive de la empresa comenzó con una extraña operación de arrendamiento puro de 200 camiones Magnum 1100. Era un híbrido con carrocería de DINA y motor Caterpillar, con transmisión automática y bolsas de aire, que muy pronto fueron reprobados en los inclementes suelos de Guadalajara y pasados “a cuchillo” por la corrupción y rapiña imperante en Servicios y Transportes.

Pese a esto, el gobierno estatal a través de Finanzas otorga un préstamo por 400 millones de pesos para liquidar el contrato de arrendamiento y quedarse las unidades convertidas en chatarra.

En suma, la empresa camionera estatal debe ahora más de 800 millones de pesos del citado préstamo, los intereses y deudas con proveedores.

Calificada por años como “barril sin fondo” del gobierno, Servicios y Transportes registra además dos operaciones oscuras que exponen por qué el mote. En el gobierno de Francisco Ramírez Acuña llegó la orden de pagar a un proveedor diez millones de pesos de Servicios y Transportes cuyas arcas estaban vacías. Se realizó una transferencia de la Secretaría de Finanzas, el dinero entró y salió inmediatamente. Lo grave es que fue por servicios que nunca se prestaron.

En otra ocasión, llegó misteriosamente un depósito de mil 250 millones de pesos por la tarde. En la mañana desaparecieron…

Por eso, con todos estos antecedentes, no puede extrañar que el gobierno estatal y su empresa sacrifiquen a la Diagonal, la única ruta exitosa que tiene Servicios y Transportes en aras de la rentabilidad de la línea 3 del tren ligero.

***    ***    ***

(Lo invito a que me lea, escuche y vea en www.paraleloveinte.com).

martinezmcarlos@hotmail.com