El asalto a la razón

A la rueda/ la rueda/ contra Miguel…

Porque se les financia del erario para ser oposición, lógico es que Andrés Manuel López Obrador y su gente persistan en descalificar a Miguel Ángel Mancera pero, en su ciega embestida contra la rueda de la fortuna en Chapultepec, solo están haciendo un gran ridículo.

Aunque la nueva atracción se alzará sobre un viejo estacionamiento sin afectar ni un arbusto, esgrimen la patraña de que las “corrientes de aire” y las luces de neón “impactarán” los ahuehuetes. Y sospechosistas extremos, hasta se muestran “preocupados” por la seguridad nacional, diciendo que desde lo alto podrá verse “Los Pinos y al Estado Mayor Presidencial…”.

Embustes obvios, pues, con tal de acalambrar a incautos.

Con honestidad valiente, previenen contra la concesión a particulares del espacio público pese a que, como jefe de Gobierno, López Obrador renovó al menos ¡siete! concesiones en Chapultepec: alquiler de lanchas en los lagos, trenecito, Atlantis (que ya desapareció), La Feria y los tres restaurantes.

Fuego enemigo contra Mancera, sin duda, pero con pólvora mojada.

 

cmarin@milenio.com