El asalto a la razón

Ayotzinapa en las estadísticas

La investigación de Ignacio Alzaga (ayer aquí en MILENIO) permite conocer las cifras de desaparecidos en el país durante los ocho años recientes, al menos de quienes cuya localización (con o sin vida) está en manos de la PGR debido a indicios y evidencias que apuntan hacia bandas de la delincuencia organizada.

El reportaje incluye la siniestra estadística en que se encuadra el relevante caso de los normalistas de Ayotzinapa, y explica tal vez una de las razones del papa Francisco para no ceder a la petición de sostener con los padres una audiencia exclusiva.

La suma de mujeres y hombres cuyo paradero se ignora suma 989, de los cuales 247 desaparecieron en Guerrero, 165 en Veracruz y 137 en Tamaulipas.

Sin el joven Alexander (de quien un fragmento óseo fue ya plenamente identificado), los 43 que se buscan representan la cuarta parte de los 177 desaparecidos en Iguala (donde se concentra 71.6 por ciento del total que registra Guerrero).

En solo tres años, en esa narcoflagelada ciudad hubo 12 desapariciones en 2012, 50 en 2013 y 75 en 2014 (incluidos los normalistas de Ayotzinapa).

 

cmarin@milenio.com