Rumbo Político

Esperanza para 2015

Hoy, finaliza este complicado 2014 que dio al traste con las 11 reformas estructurales que el presidente Enrique Peña Nieto enviara al Congreso de la Unión y fueran aprobadas por todos los grupos parlamentarios allí representados, con discusiones que subieron de tono, pero que favorablemente le apostaron a que por fin podamos salir de este marasmo que lleva 44 años desde gobiernos ineficaces y por fin se creen más de un millón de empleos y crezcamos a un ritmo de 5 por ciento anual.

La tarea no es fácil para el jefe del Ejecutivo, porque el país sigue incendiado, se ha complicado la paz social derivada de la creciente inseguridad y la penetración del crimen organizado en varios estados de la república, por la falta de voluntad y oficio políticos de los gobernadores en turno como en Guerrero y Michoacán -principalmente- ya que ni el perredista Ángel Aguirre Rivero ni el priista Fausto Vallejo en Michoacán, supieron ni pudieron resolver conflictos que fueron subiendo de tono y se han salido de control.

La desaparición y secuestro de los 43 normalistas de Ayotzinapa, Guerrero, el pasado 26 de septiembre (caso inconcluso); las decenas de fosas encontradas en dicho estado por personal especializado de la PGR en la búsqueda de los estudiantes; las muertes de las once personas en Michoacán hace tres semanas en un ataque más de las fuerzas rurales y ciudadanos armados; el asesinato de 22 presuntos secuestradores el 30 de junio de este año en el municipio de Tlatlaya, Estado de México a manos de siete militares. Los periodistas arteramente agredidos el sábado 14 de diciembre por encapuchados presuntamente integrantes del CETEG a los que amenazaron y humillaron públicamente.

Por cierto, México ocupa un deshonroso sexto lugar a nivel mundial entre las naciones con más periodistas asesinados.

En el aspecto económico, el proyecto de crecimiento para este año, le volvió a fallar al secretario de Hacienda y Crédito Público, Luis Videgaray Caso, porque no se llegó a la meta de 3 por ciento que sigue siendo bajo; la llama "volatilidad" denominada comúnmente devaluación, del peso frente al dólar, que llegó a 15.50 y como dice el slogan de Pronósticos Deportivos, más lo que se acumule no ésta, sino en las siguientes semanas, también es lamentable.

Así pues, este 2014 fue muy complicado en muchos aspectos para todos los mexicanos, existe la esperanza para que 2015 repunte y sea mejor; ojalá así sea, por el bienestar nacional.

Por lo pronto -apreciable lector- le deseo que sus propósitos y planes se le cumplan, disfrute en compañía de sus seres queridos una exquisita cena de Año Nuevo. ¡Felicidades!