La letra desobediente

Política sexual

En 1979: nace la revista Política Sexual. Cuadernos del Frente Homosexual de Acción Revolucionaria (FHAR). Su editorial recordaba la primer marcha de homosexuales y lesbianas en la calle, el 26 de julio de 1978, junto "a las fuerzas de la izquierda del país" para celebrar el inicio del movimiento estudiantil en 1968 y solidaridad contra la represión policíaca ejercida en todo México contra los homosexuales.

Fue la irrupción del FAHR en la vida pública a fin de abrir "el debate serio de la homosexualidad, el lesbianismo y la sexualidad en general". A meses de la salida pública organizaban su revista, Política sexual, la primera en su género. Un gusto ser parte del Consejo de Redacción, junto a figuras como Juan Jacobo Hernández, Teresa Incháustegui, Ignacio Álvarez y Alejandro Alducín. Así empecé en el periodismo.

La portada de la revista anunciaba: "Inédito de Novo", sus memorias contenidas en el libro, hoy muy conocido, La estatua de sal. Inédito que Carlos Monsiváis concedió a los integrantes de la revista para despertar la atención entre lectores de todo tipo. Entregó el manuscrito en la sede del grupo Sex Pol, en la calle de Ezequiel Montes, la misma donde descubrieron a los 41 maricones que en 1901 fueron enviados, solo por ser homosexuales, a barrer las calles de la ciudad de México y a la cárcel. ¡Qué tiempos! Después de aquel suceso, Salvador Novo era el homosexual más público de la historia de la cultura en México, denostado por, entre otros, Diego Rivera. Había razones para que se publicara en esa revista.

"Por un socialismo sin sexismo" era la consigna de la revista, gay por todos los costados. Publicaba una reseña del Primer Encuentro de Lesbianas y Feministas, en diciembre de 1978, en Cuernavaca, Morelos. Y la "Declaración de principios" de los grupos de entonces, el FHAR ("contra el sexismo, reserva del fascismo"), Oikabeth (movimiento de mujeres guerreras que abren camino y esparcen flores), y el grupo Lambda ("la libertad de mujeres y hombres a optar por la sexualidad que deseen"). Solo por sus principios idílicos la revista es un suceso histórico de los gays.

Carta a Carlos Hank González, regente del Distrito Federal para exigirle la "erradicación legal de la práctica policíaca conocida vulgarmente como razzia", y una más a Arturo Durazo Moreno, amigo de José López Portillo.

Ser parte de esa historia escrita, un honor.

Twitter: @Braulio_Peralta