Posteando

La corrupción política en México

La reforma política está siendo aprobada, tiene elementos innovadores y positivos así como lagunas técnicas. Podrá ser un importante paso si existiera la lealtad de los actores políticos. Lamentablemente muchos hacen cambios legislativos en materia electoral y son los primeros en darles la vuelta. Esto es solo un ejemplo, para entender porqué la ciudadanía califica a los actores políticos como el escaño más corrupto de la sociedad. Así lo dio a conocer "Barómetro Global de la Corrupción 2013", elaborado por Transparencia Internacional.

Los números detallan que más de la mitad de la población piensa que el cohecho se agravó en los dos últimos años. El estudio, revela que siete de cada 10 mexicanos consideran que esta condición ha aumentado. Según Transparencia, México junto con Nigeria, Grecia, y Nepal son los países más corruptos del mundo.

En la prensa, circulan versiones de que Alcaldes de diferentes municipios del país acusan que los diputados federales utilizan la asignación de recursos en el presupuesto de egresos, como medio para extorsionarlos, así lo reportó el diario Reforma. Al parecer, los legisladores piden un diezmo a los presidentes municipales para favorecer sus obras o sus contratistas a cambio de asignar recursos a sus demarcaciones. Bárbara Botello, alcaldesa de León y presidenta de la Federación Nacional de Municipios de México (Fenamm), aceptó conocer casos que colegas le han expuesto. "He tenido conocimiento de estas prácticas ya que los alcaldes me lo han comunicado como Presidenta de la Fenamm.

Estoy totalmente en contra y animo a todos ellos a que denuncien estos casos, presenten las pruebas y que la justicia llegue hasta las últimas consecuencias". Los nombres de los legisladores que circulan son el panista Luis Alberto Villarreal, la perredista Roxana Luna y el priista Manlio Fabio Beltrones. Ya en Brasil hace muy poco, hubo un caso similar con dimensiones gigantescas llamado "O mensalão" (mensualidad), la corrupción política a través de la compra de votos parlamentarios en el Congreso Nacional de Brasil, entre 2005 y 2006 para favorecer proyectos, presupuestos programas y contratos que pactaba el PT, partido gobernante. Hay 470 procesados y cerca de 40 altos funcionarios del partido, legisladores y hasta magistrado a los que se les ha declarado auto de formal prisión.

En nuestro país, el fraude, abuso de autoridad, el tráfico de influencias, el nepotismo deberían ser erradicados pero las autoridades competentes como la Secretaría de la Función Pública o por la Procuraduría General de Justicia guardan cautela. La corrupción no es exclusiva de los políticos. Es el reflejo de nuestra sociedad.

El primer paso para acabar con la corrupción es admitir que existe en todos los niveles de la sociedad. En los partidos, en los Congresos la opacidad y los márgenes de discrecionalidad son intolerables porque como conductores sociales tienen la obligación de marcar pautas. Lamentablemente no lo hacen. Y todavía se quejan de la "falsa percepción ciudadana" y de los tendenciosos medios de comunicación. Adiós y hasta el siguiente escándalo de corrupción.