Nada personal, solo negocios

El cabildero menos pensado

Hay un secretario de Estado que no ha dejado de dar datos (y señales) al gobierno de EU de cara a la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte.

No es ni Ildefonso Guajardo, de Economía, ni Luis Videgaray, de Relaciones Exteriores, es José Calzada, desde Sagarpa. Este sector será central en las negociaciones. Y no solo por lo que representa para nuestra economía, sino por el peso y la presión de los agricultores y rancheros estadunidenses para seguir como hasta ahora (es decir, haciendo buenos negocios).

Si tomamos solo la relación que tenemos con EU (impulsor de la apertura) hay muchos datos poderosos.

De este lado de la frontera:

1. Somos superavitarios por 6 mil mdd con EU.

2. El año pasado nos convertimos en su principal proveedor agrícola-ganadero: subimos nuestra participación a 19.9 por ciento versus 19 por ciento de Canadá y 18 por ciento de la UE.

2. Somos más productivos: el PIB que genera una hectárea cultivada en México es de mil 742 dólares al año versus mil 537 de los vecinos.

3. Somos protagónicos: el consumo de aguacate se ha triplicado en EU y hoy ocho de cada 10 piezas vendidas allá son de Michoacán (2 mil mdd al año).

4. Somos su tercer cliente seguro y cercano: en 2016 importamos 17 mil 900 mdd.

De aquel lado:

1. Somos su principal cliente de maíz (10 millones de toneladas al año), lo que pone en pie de guerra a estados del cinturón maicero, como Arkansas, Iowa, Minnesota y Misuri (donde votaron por Trump, y se lo están recordando). En 2016 solo los combustibles superaron al maíz amarillo en las principales importaciones mexicanas. Hasta ahora, la facilidad y (se creía) el costo logístico dejaban fuera a otros proveedores. Hace unas semanas, José Calzada me decía que “un barco con 70 mil toneladas de productos puede llegar en 15 días de Argentina a Puerto Progreso, y ese viaje representa solo 1 por ciento del costo total”.

2. Uno de cada tres acres sembrados en EU se exporta a México y Canadá.

3. Con pocos tratados, el TLC le permitió a los productores de EU elevar 350 por ciento sus exportaciones a sus dos socios y vecinos.

4. Gracias al tratado, las exportaciones a México se quintuplicaron en estos 23 años y es el proveedor de 75 por ciento de sus importaciones agrícolas.

5. El 64 por ciento de todas las hortalizas que importa EU es mexicano.

Estos datos serán parte del debate que organizó para hoy a las 18 horas. MILENIO Foros. Doce funcionarios, empresarios y analistas en dos paneles (El campo que no le teme a Trump y ¿Cuál sería el Plan B de un sector agrícola sin Tlcan?) analizarán cómo el campo se convirtió en un protagonista de peso para la relación con EU y Canadá.

http://www.milenio.com/forosmilenio/.

barbara.anderson@milenio.com

Twitter: @ba_anderson