Nada personal, solo negocios

Solo 1 de cada 100 mexicanos sabe qué es la Cofece

Alejandra Palacios, presidenta de la Comisión Federal de Competencia Económica (Cofece), quiere que 25% de los mexicanos conozca su dependencia y todo lo que representa para la economía de las personas saber los derechos y beneficios de la libre competencia.

“Solo 1% de la población sabe qué hacemos”, dice. Si bien este organismo es nuevo, lo cierto es que a diferencia de otras dependencias (IFAI o INE), no muchos conocen sus alcances.

“Estamos a punto de lanzar un programa al que llamamos ‘Promoción de la cultura de la competencia’, que busca dar a conocer la ley entre las empresas y con la academia y también con los consumidores”, abunda la funcionaria. Actualmente están terminando de armar un ‘Manifiesto de la competencia’, documento que trata de explicar cómo la competencia genera un círculo virtuoso con la economía y cómo esto beneficia a cada uno de los consumidores. “Hay que dejar claro que competencia tiene que ver con política social, que la competencia tiene un impacto directo en los bolsillos de los mexicanos. Si la comisión sanciona a una empresa que vende su producto 40% más caro, cuando baje el precio esto beneficia al consumidor”, explica la comisionada.

Su meta es que en 10 años, 1 de cada 4 mexicanos sepa de la Cofece y entienda cómo la competencia beneficia a la sociedad.

Pero si este reto puerta afuera no es simple, tampoco lo es puertas adentro. La comisión cuenta con 250 personas que trabajan sobre un máximo de 18 investigaciones de competencia al mismo tiempo. Esto, porque cada una demanda en promedio año y medio. Con este tamaño se está quedando fuera la investigación de casos de oficio (los que la autoridad debe investigar haya o no haya denuncia). “Nos gustaría crecer un tercio más el número de personas. Crecer un 30% estaría más acorde con las necesidades de la economía mexicana”, agrega Palacios. Como referencia, la agencia par de EU lleva 80 investigaciones simultáneas.

Eso sí: crecer de un día para otro es tarea compleja: no hay personal capacitado en temas de competencia en el país. En la mayoría de los casos son economistas, ingenieros o abogados que tienen un ‘entrenamiento’ de cerca de 2 años en la investigación específica de casos de monopolios o competencia.

barbara.anderson@milenio.com

Twitter: @ba_anderson