Ciencia, educación y ambiente

Las flores de la ofrenda

En nuestra vida cotidiana una de las presencias indispensables ya sea para celebrar, recordar, acompañar en el dolor o como simple y grata compañía son las flores. En ocasiones las asociamos por su color o significado a eventos especiales como sucede con la flor de nochebuena en navidad o las rosas que se obsequian el día de las madres, o como es el caso en las ofrendas del Día de Muertos en donde no pueden faltar dos flores fundamentalmente: la de cempasúchil o Cempoalxochitl en náhuatl y la aterciopelada flor morada conocida como "mano de león".

Estas flores además de acompañar nuestros rituales y tradiciones son fuente importante de trabajo y de ingreso económico, y también poco se conoce que son alternativa medicinal para algunas molestias que de manera frecuente nos llegan a aquejar. En el caso de la flor de cempasúchil se utiliza para el conocido "empacho" y para la atención de diversos padecimientos digestivos como cólicos, vómito, desparasitante particularmente de lombrices, e incluso se utiliza para enfermedades respiratorias como la gripa, enfermedades de la piel, dolor de cabeza, oídos entre otras dolencias, tantas que parece ser milagrosa, e incluso se llega a elaborar con esta flor un sabroso helado, sopas y hasta colorantes. Esta llamativa flor es realmente un conjunto de flores pequeñas que se conocen como inflorescencia en términos científicos, lo que significa "flor compuesta".

La flor "mano de león" o de terciopelo de color morado aunque pueden ser rojo o blanco, tiene un exótico origen pues aparentemente es una planta asiática que se cultiva a nivel mundial, y ahora forma parte visual de las ofrendas a los muertos. La "mano de león" también cuenta con propiedades medicinales utilizándose confines antibacteriales y astringentes en caso de vómito o diarrea así como enfermedades de la piel.

Como vemos en la ofrenda de muertos que nos une en pensamiento y emoción a quienes se nos han adelantado en el camino lo adornamos con estas versátiles flores que además de su carga ritual nos ofrecen el beneficio de su efecto en la salud de los mortales.