DE RAÍCES Y HORIZONTES

La lucha

La alegría y festividad es parte de la naturaleza de nosotros los mexicanos. El placer de convivir, de reunirnos con nuestros seres queridos, como también las citas de negocios y laborales se asocia invariablemente a la comida. Cuando vemos a alguien a quien no frecuentábamos desde hace tiempo, nos despedimos con un: “a ver cuándo nos vamos a comer, o nos tomamos un café”, no decimos: “paso por ti para ir al gimnasio o nos vamos a caminar al bosque”. Comer, comer y comer.

Esto nos lleva a Coahuila a ocuparel nada honroso primer lugar de adultos con obesidad en el país y a La Lagunacon mayor cantidad de niños con sobrepeso.

Si para nosotros como adultos es difícil quitarnos algunos kilos, para los niños es mucho más complicado. Como adultos se supone que tenemos mayor conocimiento y determinación, en cambio a los pequeños aún les falta desarrollar la conciencia y acatar límites, tener “un gobernador” en la mente y en estómago.

¿Cómo no va a ser difícil ante tanta provocación? Nuestra comida mexicana es de lasmás ricas del mundo. En Torreón, la oferta restaurantera está plagada de comida que abona la obesidad. Tomaré un punto de referencia por un área que transito con mucha frecuencia.

En el Paseo la Rosita, y Paseo Central hay tres establecimientos de gorditas, tres de tacos, dos de sushi, también venden botanas y hotdogs, comida mexicana, y uno reciente de café, pastelería, tortas y antojitos. No hay ninguno que ofrezca una opción más ligera, porque hasta en la tienda de conveniencia se distingue por el gran consumo de bebidas con alto grado calórico y la comida chatarra. 

Esta pequeña muestra, se multiplica en toda nuestra ciudad. Hay una, quizá dos restaurantes de comida ligera por cada diez de los que menciono arriba. Lo saludable no vende, no estamos acostumbrados a ella, nos resulta más fácil y tentador acudir a comer gorditas y tacos que una ensalada. Hemos tenido campañas de concientización en los tres niveles de gobierno, se han regulado la venta de comidas chatarras en las escuelas públicas y hemos avanzado.  La lucha sigue. 


biznagaas@hotmail.com