La pantalla del siglo

'Truth'

El estreno de Truth (Conspiración y poder) de James Vanderbilt fue opacado por la exitosa Spotlight (Primera plana) que ganó el Oscar a mejor película y sigue en cartelera. Los dos filmes narran una trama que sucede en el medio periodístico de Estados Unidos, siguen una investigación periodística, tocan aspectos de ética profesional a través de casos de impunidad ligados a personajes públicos que cometieron actos ilícitos o tuvieron conductas reprochables. En otros aspectos, sin embargo, los dos filmes son contrarios puesto que Spotlight narra un proceso periodístico de investigación con final exitoso mientras que Truth describe la historia de un fracaso por parte de una brillante productora y un popular conductor del programa noticioso 60 minutos.

La película está basada en el libro Truth and Duty: The Press, the presidente and the Privilege of Power (Verdad y Deber: La prensa, el presidente y el privilegio del poder). En forma de memorias la autora Mary Mapes describe su lucha por sacar a la luz la conducta reprochable del joven George W. Bush, quien por influencias de su padre, pudo evitar participar en la guerra de Vietnam ni cumplir con su servicio en la Guardia Nacional. Las revelaciones de los periodistas de CBS se dieron en plena campaña presidencial de 2004 cuando, en plena guerra contra Irak y Afganistán, el republicano Bush corría por su segundo mandato como presidente contra el demócrata John Kerry.

Truth, la adaptación del libro de Mary Mapes al cine, escrita y dirigida por James Vanderbilt,empieza con una entrevista a Mary por parte de un ejecutivo. Por el tono interrogatorio del hombre y el nerviosismo de Mary parecería tratarse de una entrevista de trabajo. Sin embargo, Mapes no es ninguna periodista principiante;por su denuncia de los abusos de las tropas estadunidenses en Abu Ghraib, Irak,se ha ganado la fama de periodista valiente y convence a la CBS de dedicar uno de los programas 60 minutos conducido por Dan Rather a la conducta reprochable del joven Bush. Con los argumentos de la entrevista la brillante Mary (Cate Blanchett) gana la empatía del espectador que sigue con suspenso cómo conforma su equipo de trabajo y persigue el caso del joven Bush con el apoyo de su amigo y conductor Dan Rather (Robert Redford).

El título Truth (Verdad) justifica la primera parte de la película que fluye con el suspenso de un thriller alrededor de entrevistas con "fuentes" y expertos, entre ellos un militar que tiene copia de los llamados "documentos Killian" en los que un comandante de la Guardia Nacional da fe del incumplimiento del joven Bush. En esta parte del filme la carrera de Mary va viento en popa. Por fin llega el día de la emisión, que, como recordamos, cambió el tono de la carrera por la presidencia y los pronósticos de la votación. El filme, sin embargo, no describe las consecuencias políticas de las revelaciones sino la política interna de la CBS que es atacada por falta de pruebas y dudas sobre la autenticidad de las fuentes. A la cadena de noticias le urge encontrar responsables de la debacle y serán los empleados que originaron las noticias los que sufren las consecuencias de la guerra de los medios y la presión por parte del poder.

En lo que se refiere al tema del periodismo el filme tiene méritos y tematiza cuestionamientos sumamente importantes. No sólo porque contrasta el periodismo de investigación con la urgencia de la noticia reveladora, sino porque descubre la lógica de las empresas mediáticas que "venden" noticias como si fueran cualquier mercancía. Según comenta el experimentado y sabio Dan Ruther, en algún momento del desarrollo de los medios, éstos reconocieron que las noticias servían para ganar dinero y desde entonces es a lo que se dedican. Obvio que en la guerra de los medios por la noticia, los periodistas son la parte desechable. Otro tema es la dependencia – y el posible contubernio – de los medios con el poder. El hearing, al que Mary es sometida para conservar su puesto, recuerda los interrogatorios del senador Joseph McCarthy, persecutor de supuestos simpatizantes del comunismo durante la guerra fría.

Describí los aspectos periodísticos y el desenlace de fracaso de Truth porque son aciertos de un filme que no termina de convencer. Su debilidad es que no logra definir ni el tema ni la progresión dramática puesto que lo que va ganado importancia y se sobrepone es el drama personal de Mary Mapes. Su lucha y carrera periodística se ilustran con escenas hogareñas que la muestran como mujer traumada por un padre golpeador y como madre, esposa y ama de casa estresada por las múltiples tareas. La carga dramática familiar que marca tanto el guión como la puesta en escena, provocan que se pierda de vista cuál es el tema y el propósito del filme. El espectador se pregunta si con la "verdad" del título el filme alude al fracaso de la carrera de Mary o a la verdad acerca de la campaña de Bush quien ganó la presidencia en una elección muy controvertida.

annemariemeier@hotmail.com