Vertebral

Las consecuencias de “perder la cabeza”

Lucía desencajado, temeroso y evidentemente consternado cuando llegó al estudio, le insistí dos días para poder entrevistarlo: “Tengo que pedir permiso a Durango”, argumentaba... De pronto, ya no tuvo más remedio que aceptar. Y ahí estaba El Tachis, preparándose para entrar al aire: “Me va a madrear”, le dijo a uno de los camarógrafos... La verdad no le “pegué”, ya de por sí el regidor estaba consciente de la ruta que había tomado el desafortunado enfrentamiento con su pareja sentimental, lo demás era “hacer leña del árbol caído”. ¿Es público o no el altercado con su mujer regidor? Fue la primera pregunta que le hice a Francisco de Santiago. Con la voz “quedita”, casi imperceptible me contestó que se trataba de un asunto estrictamente personal y que él quería darle un “cerrojazo” al tema, que las cosas tomaron una magnitud insospechada y el “incidente” estaba perjudicando seriamente su entorno personal y laboral. Días antes Claudia Quiñones, la actual pareja sentimental del regidor salió a dar la cara... Y dos cosas quedaron claras con ese testimonio que transmitimos en el Telediario, la primera es que fue inútil el escarnio que hicieron algunos medios de comunicación sobre la brutal golpiza que supuestamente recibió la mujer, ya que en las imágenes, Claudia Quiñones no tenía ni un solo rasguño... y la segunda, que solo ellos (la pareja) fueron los responsables de que la situación se saliera de control al interponer la denuncia ante la  Vicefiscalía de Durango... Ahí “la cosa” dejó de ser privada. Transmitir una nota como la que dieron El Tachis y su pareja sin el sustento de la denuncia, hubiera sabido a amargo periodismo de vecindad, bajo y mezquino. El rumbo de la trama cambió cuando Claudia Quiñones perdió el control y compareció ante las autoridades a denunciar una “madriza” que nunca ocurrió. Ahora El Tachis tiene que enfrentar las consecuencias de “perder la cabeza”, hay que recordar que el regidor es padre de familia, hijo, hermano, vecino y amigo, además no ha recibido todavía el “jalón de orejas” de los dirigentes de su partido, el antecedente quedará ahí para la posteridad, ese “detallito” será recordado en notas periodísticas o columnas editoriales, será un blanco fácil para sus adversarios políticos en caso de que busque algún escaño de elección popular. Lo que ya trascendió fue que algunos regidores como Hassan Chaúl y Ángel Orona han solicitado al pleno del cabildo que El Tachis sea expulsado de la Comisión de Equidad y Genero de la que es parte. Regidores y Síndico de Gómez Palacio están a prueba, incluso los priistas, deberán decidir el destino de Francisco de Santiago, me queda claro que no saldrá del cuerpo edilicio, pero una reprimenda seria, seguro se ganó. 


angel.carrillo@multimedios.com