Vertebral

Fuego amigo

Hace más de un año publiqué en estas mismas páginas una editorial relacionada con el actuar del alcalde de Lerdo, Luis de Villa.

En ella narraba la ocasión en la que invité a Teresa González a los viernes de “Cantan porque cantan” y cómo “supuestamente” el presidente municipal había ordenado a la ex directora del Instituto de las Mujeres que la debía acompañar Clara Mayra Zepeda, de lo contrario no podría asistir al llamado de Multimedios (o al menos así me lo hizo saber Teresa González en su momento)...

En fin, terminé por cancelar la entrevista (aquí un fragmento de aquella columna): “No me interesa entrevistar a Clara Mayra, quería entrevistarla solamente a Tere González. Al final del día hubo un ultimátum, por órdenes de Luis de Villa o Clara Mayra acompañaba a Teresa a la entrevista o no iba ninguna... Ninguna entonces, no estoy acostumbrado a atender instrucciones que no vienen de los directivos de esta empresa”. 

Justo el viernes y casi un año después vi al alcalde de Lerdo, me aclaró algunos puntos relacionados con los comentarios que he venido haciendo en los servicios informativos que conduzco, uno de ellos tiene que ver con aquel malentendido en el que nos envolvió la ex directora del Instituto de las Mujeres, Teresa González. 

De Villa guardó la conversación (a través de mensajes) en la que se demuestra que jamás dio la orden para incluir a Clara Mayra en una entrevista, es decir, Teresa lo habría inventado

¿Con qué objetivo? Solamente ella lo supo. Lo prometido es deuda: El viernes le aseguré al alcalde que lo iba a escribir... así como lo habíamos platicado, nunca imaginé que la coordinadora de su campaña le estuviera haciendo al “fuego amigo”. 

De los otros puntos, mantengo mi postura. El municipio ha carecido de una estrategia eficaz de comunicación, el viernes De Villa enumeró al menos cinco obras en las que el ayuntamiento ha tenido participación activa para su puesta en marcha ¿Quién se enteró? Nada más el alcalde. De pronto las “bolas de nieve” se crecen tanto que es difícil detenerlas.

El conflicto que enfrenta el Sistema de Agua Potable y Alcantarillado de Lerdo, la situación laboral de los trabajadores despedidos en tiempos de Carlos Aguilera e incluso, me atrevo a asegurar que el actual alcalde está cargando lastres de la no menos célebre Rosario Castro Lozano (a propósito de que los panistas están al acecho de la administración, por la situación económica por la que atraviesa el Sapal). Y todo por no dar la cara, por no enfrentar los hechos. 

Luis de Villa me proporcionó su número telefónico y aseguró que la información, a partir de la charla, fluiría (A ver si es cierto).  


angel.carrillo@multimedios.com