El pozo de los deseos reprimidos

El tesoro del saber

El domingo pasado, a las 19 horas, se estrenó la segunda temporada de The Librarians por Universal Channel y yo estoy más que feliz.

Primero, porque esta vez, a diferencia del año pasado, se está presentando en México no tan cerca de la Navidad, para que más gente la disfrute, y a unos cuantos días de su lanzamiento en Estados Unidos.

Y segundo, porque es una serie de paquete básico entretenidísima, ligera y con un mensaje de lo más positivo.

En resumen, es un producto ideal para ver en familia, para gozar con los niños, con los chavos.

Como usted sabe, y si no le explico, The Librarians es una serie de ciencia ficción que cuenta las odiseas de unos bibliotecarios, hombres y mujeres, que luchan contra las fuerzas del mal para proteger ciertos objetos "sagrados".

Bibliotecarios. Sí, como los de antes. Bibliotecarios. Libros. Libreros. Bibliotecas públicas. Algo un tanto exótico para las nuevas generaciones.

¿Y? Por lo mismo, ¿qué tiene esto de especial? Suena como de franca flojera.

Tiene de especial que estos bibliotecarios tienen poderes, que viajan en el tiempo, el espacio y la literatura, y que esos objetos representan algo importante para toda la humanidad en términos culturales.

Al final, mientras uno se emociona con algunos de los mejores efectos especiales de toda la industria de la televisión mundial, aprende de historia, de arte y de literatura, y siente un deseo irrefrenable de leer, de cultivarse, de crecer.

Si a usted le gustan las películas tipo Una noche en el museo o las series como Doctor Who, The Librarians, aunque no tiene un presupuesto tan elevado, le va a fascinar.

A mí, en lo personal, me encanta porque me remite a muchos de los programas infantiles con los que crecí como Teatro fantástico, Odisea Burbujas y El Tesoro del Saber.

Pero más allá de cuestiones íntimas, es importante que usted sepa que esta serie existe, que la puede sintonizar cada semana en su cable o en su antena directa al hogar y que no le pide nada a muchas de las películas de moda.

Además de que esta segunda temporada viene mucho más espectacular en fondo y forma.

Como los personajes ya cuentan con una solidez estructural, uno se va directo a la acción y para un muy agradable momento de televisión.

Busque los nuevos capítulos de The Librarians todos los domingos a las 19:00 por Universal Channel. Le va a gustar.

CÓMO GANAR EN TODO

A propósito de programas de entretenimiento que dan más, le quiero recomendar que vea Cómo ganar en todo, el más reciente lanzamiento del canal NatGeo (lunes, 21:00).

¿Por qué? Porque es uno de los conceptos más evolucionados, en ese sentido, de los últimos años.

No todo los shows inteligentes son buenos. Acuérdese de lo que le comenté aquí mismo sobre Mitos virales. Pero éste es diferente.

¿En qué radica su diferencia? En que le llega al público desde un ángulo inesperado, el de "te voy a ayudar a que te luzcas".

A todos nos gusta hacer locuras, ¿verdad? Que si nadar, que si correr, que si saltar. Y si no, hay cosas que todos hacemos como estacionarnos en lugares muy complicados o asar carne en una parrilla.

Bueno, los responsables de este concepto, partiendo de estas cuestiones, nos dan una cátedra de ciencia que, por supuesto, nos ayuda a correr, nadar, saltar, estacionarnos y asar carne mejor.

Por si esto no fuera suficiente, que ya medio lo habíamos visto en otros títulos, aparece el factor videos caseros.

¿Qué clase de videos caseros? De gente que quiere hacer algo extraordinario y acaba cayéndose, golpeándose o, incluso, sufriendo accidentes verdaderamente graves con una peculiaridad: el humor.

Imposible ver a un señor al que le van a romper una tabla de madera en la panza y al que, en lugar de pegarle en la panza, le pegan en los genitales, y no sufrir un ataque de risa. ¡Imposible!

Por eso digo que Cómo ganar en todo es uno de los conceptos más evolucionados de los últimos meses.

Es una especie de resumen de un montón de títulos que van de los divertido a lo inteligente y de lo culto a lo irreverente, con un nivel de producción de lo más atractivo que usted se pueda imaginar con inversión en autos, viajes y efectos especiales.

Y está muy bien conducido por Tim Shaw, una de las máximas estrellas de esta clase de cuestiones del Reino Unido y no solo eso, cuenta con la participación de los comediantes gemelos Chris y Justin Nelson de Australia.

A ellos les toca ser algo así como los conejillos de indias de Tim en una suerte de parodia de los más inimaginables reality shows del mercado.

Busque Cómo ganar en todo. Tengo la impresión de que este concepto es tan, tan, pero tan completo y afortunado que en un abrir y cerrar de ojos lo vamos a ver en versión mexicana.

¿A quién le gustaría usted de conductor? ¿A quién, para interpretar a los gemelos australianos?


@AlvaroCueva