El pozo de los deseos reprimidos

¡Más recortes!

No es un chisme, es un dato bien documentado que desde hace varios días está circulando en diferentes medios internacionales:

La 21th Century Fox va a hacer un recorte masivo de personal este año. Muchas personas se van a quedar sin trabajo en sus áreas de cine y de televisión.

¿Cuál es la meta? Que la compañía ahorre 250 millones de dólares.

Me interesa mucho que usted esté enterado, que analice esta información y que la compare con la que se está manejando en México alrededor de nuestras televisoras.

¿Por qué? Porque nadie está diciendo que Fox se vaya a morir o que la empresa vaya mal, comenzando por la gente que está siendo invitada a renunciar.

Además, estamos hablando de una cantidad escandalosa de empleados.

¿Cuántas miles de personas le gusta que se vayan a quedar sin trabajo allá, donde la moneda es fuerte y la economía va bien? ¿¡Cuánta!?

En cambio acá en México nada más se hace un recorte en Televisa, Azteca o Grupo Imagen y el mundo se va a acabar, la televisión se está muriendo y quién sabe cómo, pero hasta nuestras máximas autoridades salen embarradas.

Ahora resulta que todo esto está pasando, porque tenemos un mal gobierno, porque los medios y las autoridades están coludidas y porque, en resumen, todos nos quieren manipular y hacer daño.

¡Pobrecitos de nosotros, siempre nos quieren perjudicar!

Señor, señora: ni Fox ni ninguna casa productora nacional o internacional está desapareciendo.

Todo se está reacomodando y nosotros, en lugar de jugar a la conspiración, deberíamos buscar el modo de encajar en ese modelo antes de que sea demasiado tarde. ¿O usted qué opina?

POLÍTICA

A propósito de política, ¿usted sabe en qué momento comenzó la resistencia civil pacífica y de dónde salieron los políticos broncos, ocurrentes y carismáticos?

Todo esto que le estoy diciendo es fundamental porque mucha gente, especialmente de las nuevas generaciones, piensa que esta clase de cuestiones las inventaron señores como Jaime Rodríguez Calderón y Andrés Manuel López Obrador.

Pero no, es algo que viene de una parte muy específica de la historia reciente de México que tiene que ver con campañas políticas, fraudes y negociaciones, y que misteriosamente nadie menciona.

Por eso le quiero suplicar que luche con todas sus fuerzas por ver, y por decirles a sus amigos, familiares y alumnos que vean, Maquío: Rebeldía, seducción, tragedia.

¿Qué es? Un documental producido por la gente de Azteca Opinión particularmente bueno, inteligente, crítico, humano y con una técnica cinematográfica digna de los mejores canales del mundo.

Es sobre la vida de Manuel J. Clouthier, el famoso Maquío.

Cuando lo vea se va a quedar con la boca abierta, porque no es el típico documental aburrido de toda la vida, y porque le va a ayudar a entender muchas cosas muy dolorosas que estamos padeciendo en la actualidad.

No sabe usted qué maravilla de imágenes, que nivel de entrevistas y qué trabajo tan más exquisito.

Se va a estrenar hoy cerca de la medianoche en Azteca 13, pero también va a estar disponible en la página de internet de Azteca Opinión y en Totalplay.

Maquío: Rebeldía, seducción. tragedia es un acontecimiento. Si no lo ve, luego no se queje de nuestras televisoras.

ASESINOS

El miércoles pasado, a las 22:00, se estrenó The People v. O. J. Simpson. American Crime Story y yo estoy muy afectado, porque es una serie muy buena, pero peligrosa.

No se vaya a confundir, a pesar del título y de la presencia de Sarah Paulson, actriz emblemática de Ryan Murphy, no es un trabajo del mismo equipo creativo de American Horror Story aunque es obvio que quiere lo mismo.

¿Qué? Construir una pequeña enciclopedia, en este caso, de la delincuencia estadunidense.

Y sí, está buena. Los textos son formidables, tiene un reparto lleno de enormes estrellas como John Travolta y David Schwimmer, y la producción es impecable.

¿Entonces por qué le digo que es peligrosa? Porque es muy local, porque a la mayoría de la gente de este o de cualquier otro país no le dice nada.

Pero, lo más importante, porque juega con valores con los que no se debe jugar.

American Crime Story es una apología del delito, invita a la gente a admirar a los asesinos y es que no es lo mismo jugar a ¿inocente o culpable? con un ejercicio de ficción como Secretos y mentiras de AXN a hacerlo sobre casos reales, con gente que ya fue condenada o absuelta.

Por si esto no fuera suficiente, en este título se embellece al crimen, se le muestra como un espectáculo con la mejor música y con las mejores imágenes.

¿Se acuerda de todo lo que le he estado diciendo de la narcocultura y de su impacto a raíz de la recaptura de El Chapo?

Bueno, pues esto es igual, pero en televisión de paga y en Estados Unidos.

¿Ahora entiende cuando le digo que estoy muy afectado? No se vale. No está bien. ¿O usted qué opina?


alvaro.cueva@milenio.com