El pozo de los deseos reprimidos

El estreno de la semana

Estos días son poco menos que una locura para los amantes de la televisión.

¿Por qué? Porque por un lado tenemos una lista inmensa de series de estreno, como Gotham y Forever, coexistiendo con un montón de nuevas temporadas de títulos tan queridos como Grey’s Anatomy y The Big Bang Theory.

¿Y qué me dice de lo que está pasando con los reality shows como Acapulco Shore, The Voice y Mexico’s NextTop Model o con las telenovelas como Avenida Brasil y Amor sin reserva?

Nos podemos convulsionar ante la cantidad y calidad de estímulos a la que nos estamos enfrentando.

Yo, como periodista, le pido que me tenga paciencia, porque me voy a tardar en reportarle todos y cada uno de estos títulos, porque no puedo dejar de hablar de otros formatos, como el de las telenovelas, porque no me puedo dedicar a escribir nada más de una sola televisora.

Por lo mismo, además de esta columna, le sugiero que busque mis otras plataformas como mi videoblog Surtidorico en MILENIO.com o como mi sección con Marisa Iglesias en Más MILENIO en MILENIO Televisión.

Así vamos a ir avanzando un poco más rápido, pero, insisto, esto va a llevar tiempo. Lo que no quiero es decirle dos o tres frases de cada título, en columnas que aborden como 10 temas cada una, nomás por cumplir.

Sí me entiende, ¿verdad? A cada cosa hay que darle su justa dimensión.

Ahora, de todo lo que está pasando hay un dato que creo que es fundamental: el estreno de How To Get AwayWith Murder este miércoles 8 de octubre a las 21:00 horas por Sony.

Mire, se lo voy a decir tal cual. How To Get Away With Murder es para la televisión de 2014 lo que DesperateHousewives para la de 2004: un acontecimiento.

A lo mejor no es una serie de televisión premium como Game of Thrones, pero es una emisión de paquete básico que va a hacer época.

¿En qué me baso para decirle esto? En su combinación de inteligencia con originalidad.

How To Get Away With Murder no es un concepto que esté naciendo para hacerle sombra a otros cañonazos de la pantalla en una especie de copia no declarada.

Tampoco estamos hablando de un proyecto con personajes derivados de otras series, de la precuela veloz de alguna película clásica o del típico pan con lo mismo.

How To Get Away With Murder va a abrir brecha a un nivel tan grande que le apuesto que para el próximo año habrá ene cantidad de series imitándola.

¿Cuál es la historia? No se la quiero contar tal cual para no echarle a perder la experiencia, así que se la voy a describir de la siguiente manera:

Imagínese una clase, llamémosla de criminalística de muy alto nivel.

Por un lado está una maestra que es la experta más experta de todas las expertas y, por el otro, sus alumnos, muchos chavos de muchos tipos ansiosos por aprender de la señora.

Bueno, pues la maestra no se quiere conformar con dar la típica clase de investigaciones policiacas de toda la vida y propone un modelo ciento por ciento real.

¿En qué consiste ese modelo? En involucrar a los alumnos en casos reales, pero por casos reales no solo vamos a entender asesinatos de verdad, vamos a entender todo lo que los verdaderos detectives tienen que hacer para encontrar a los culpables.

Y ahí está lo interesante, en esos detalles que nadie menciona y que van del intercambio de favores a los escándalos sexuales, pasando por corrupción, política y cosas peores.

Va a ser inevitable que usted vea esto, se involucre y lo relacione con muchas de las noticias que están circulando en los periódicos en este momento.

How To Get Away With Murder es una de las grandes series originales de este año y, tal y como se lo dije al principio de esta columna, podría hacer historia como Desperate Housewives lo logró hace 10 años.

¿Por qué insisto tanto en Desperate Housewives? ¿Acaso se parecen? ¿Acaso comparte tono?

No, quiero insistir en esta comparación, porque, si se acuerda, Desperate Housewives era un título particularmente inteligente, tenía un muy buen reparto y personajes estratégicamente colocados para despertar el interés de mercados como el latino o el de personas de color.

How To Get Away With Murder tiene un repartazo maravilloso encabezado por una nominada al Oscar, la gran actriz Viola Davis (Historias cruzadas), y participaciones como la de nuestra queridísima paisana Karla Souza (Nosotros los Nobles) para llamar nuestra atención.

Imposible saber que Karla está participando en una serie de Estados Unidos y no luchar por verla. Karla es una reina y las series de allá, las que más se cotizan acá. ¡Imposible! 

¿Ahora sí ya entendió la magnitud de esto? ¿Ya le quedó claro que de todos los estrenos que se están dando éste es uno de los que más debe conocer?

Se lo aviso con tiempo para que lo programe. La cita es este miércoles 8 de octubre a las 21:00 horas por el canal Sony. ¡Ahí nos vemos! 

http://twitter.com/AlvaroCueva

www.facebook.com/AlvaroCuevaTV