El pozo de los deseos reprimidos

Retrato de nuestro fracaso nacional

A veces la televisión abierta, la privada, la más comercial, nos sorprende con acontecimientos como Cárdenas: oportunidad, poder, desolación.

¿Qué es? Un magnífico documental que se transmitió el viernes pasado en el doloroso hueco que dejó la cancelación de Animal nocturno en la barra Azteca Opinión, de Azteca 13.

Se lo tengo que recomendar por encima de otros ejercicios documentales como los que ClíoTV y Conaculta Canal 22 nos propusieron la semana pasada porque aquí hay nota.

¿Cuál es esa nota? Un ejercicio de análisis y denuncia como para poner a temblar a nuestras máximas autoridades.

Yo no sé cuántos años tenga usted, si le tocó, como a mí, vivir el horror político y social de los años 80, ni la percepción que tenga de ciertas personalidades de oposición.

Lo que sí sé es que si se toma la molestia de ver completo este material, va a entender muchas cosas, y le van a pegar, y lo van a hacer que se enoje, y lo van a obligar a tomar una postura frente a muchos de los desastres que padecemos en la actualidad.

Cárdenas: oportunidad, poder, desolación es, aparentemente, un retrato de la vida y obra de Cuauhtémoc Cárdenas.

¡Sí, cómo no! La verdad es otra. Cárdenas: oportunidad, poder, desolación es una radiografía política de las últimas décadas de nuestro México, una clase de historia, de sociología y hasta de psicología.

Cuando uno lo observa inmediatamente comienza a sacar conclusiones de los traumas, las fortalezas y las debilidades de nuestros gobernantes de ayer, hoy y siempre.

Es un programa obligado para todos los que aman a México, la política, el periodismo y la televisión.

Me encanta cuando Azteca Opinión graba esta clase de especiales. ¿Se acuerda usted de la serie Los 13 días que cambiaron a México?

Bueno, Cárdenas: oportunidad, poder, desolación es así de bueno, pero mejor.

¿Por qué mejor? Porque le da al clavo al momento histórico por el que estamos pasando. Porque está hecho con olfato periodístico.

Y es que la vida del ingeniero Cárdenas, ese personaje al que agredieron hace poco en la calle, es la más perfecta analogía de nuestro fracaso nacional.

A mí me impresiona que el señor haya aceptado que lo entrevistaran para este material y que haya accedido a contestar con tanta honestidad esas preguntas tan rudas.

Pero me impresiona todavía más que en este trabajo, presentado por Estela Livera, Gabriel Bauducco y Oscar Sandoval, se muestren imágenes que jamás se habían mostrado ante la opinión pública.

Imágenes del Archivo Barbachano, imágenes de los archivos de Imevisión, imágenes muy privadas de don Cuauhtémoc.

Cárdenas: oportunidad, poder, desolación es un gran trabajo, porque sin dejar de partir del hecho de que lo que se está haciendo es televisión abierta, se hacen aportaciones en fondo y forma.

¿Cuáles son las aportaciones en fondo? Entre muchas otras, la estructura de esta gran pieza, el insólito rigor periodístico con el que está bordada y la manera como invita al público a la reflexión.

¿Qué fue lo que pasó con Cuauhtémoc Cárdenas que nunca llegó a la Presidencia de la República?

¿Por qué este señor que hizo tanto ahora es ninguneado por tantas instancias tan poderosas?

¿A dónde se fueron los sueños de la oposición? ¿En qué momento se perdió lo que se construyó con el Frente Cardenista de Reconstrucción Nacional?

¿La bronca fue de don Cuauhtémoc o de sus enemigos políticos? ¿De sus inseguridades o del sistema que nos rige en la actualidad?

No, y no le he dicho nada porque quiero que busque esta pieza en la página de internet de Azteca Opinión.

A mí, lo que más me afectó de Cárdenas: oportunidad, poder, desolación es lo que tiene que ver con la parte del retroceso, de la historia que se repite. Es espantoso.

¿Cuáles serían las aportaciones en forma de este documental?  El establecimiento de un lenguaje de producción rico y competitivo a escala mundial y el haberle inyectado color a escenas que hasta antes de este lanzamiento solo conocíamos en blanco y negro.

¿Y qué me dice de la edición o de la música? ¿Y qué me cuenta del recurso de la gráficas con los resultados electorales o de la manera como son presentadas ciertas fotos estratégicas?

Ojo, se lo repito, es televisión abierta, la que a la hora de las noticias pone videos de niños y animales, sacados de YouTube, para subir los ratings.

¿Ahora entiende la magnitud de esto? Es valiente, es fuerte, es importante.

Qué pena que se haya estrenado casi sin publicidad en un momento de la semana tan complicado para la gente que busca buena televisión.

Por favor, luche con todas sus fuerzas por verlo completo y si algún día lo sacan a la venta me avisa porque voy a ser el primero en comprarlo.

Cárdenas: oportunidad, poder, desolación vale oro y, por lo que dice, yo creo que no lo van a volver a transmitir jamás. ¿O usted qué opina? 

http://twitter.com/AlvaroCueva

www.facebook.com/AlvaroCuevaTV