El pozo de los deseos reprimidos

Believe la serie de Cuarón

Siempre que se estrena una serie, los que amamos esto, nos emocionamos.

¿Por qué? Porque es el nacimiento de algo nuevo, la oportunidad perfecta para descubrir nuevas historias, para enamorarse de nuevos personajes.

Además, hoy se están haciendo unas series francamente maravillosas. Es muy difícil que nos topemos con algo que nos decepcione.

Es la magia de la nueva televisión, la magia de la televisión del siglo XXI.

¿Pero qué pasa cuando esa serie viene de alguien como J. J. Abrams, que nos ha regalado producciones que han cambiado la historia del entretenimiento mundial como Lost?

Nos emocionamos todavía más, enloquecemos de placer. Imagínese, es como volver a ver a un viejo amigo, es garantía de algo bueno.

¿Qué tal si nos volvemos a topar con una joya de la televisión? ¿Qué tal si nos volvemos a sorprender como nos sorprendimos con tantas y tantas series, y con tantas y tantas películas, como las que este señor ha generado desde que comenzó su carrera, más lo que viene con Star Wars?

Ahora, fíjese lo que le voy a preguntar: ¿Qué pasa si, además de todo lo que le acabo de decir, esa serie viene de un director ganador del Oscar? Suena increíble, ¿verdad?

¿Y si le digo que ese director, además de haber ganado el Oscar, es latinoamericano, es mexicano y se llama Alfonso Cuarón?

¡Bueno, orgasmo es poco! ¡Esto es la noticia de noticias! ¡Lo más importante que le pudo haber pasado a nuestras pantallas en mucho tiempo!

Si usted se pierde este estreno, no solo no ama la televisión, no es mexicano. Punto.

¿Sabe usted la cantidad de personas, en los cinco continentes, que están esperando esto nada más porque es de Alfonso Cuarón?

Imagínese si nosotros, los mexicanos, no lo esperáramos, si no hiciéramos ruido.

Imagínese si no dejáramos de hacer todo lo que vamos a hacer en este lunes de puente para sentarnos frente al televisor y gozar con el trabajo de este gran artista, de este gran paisano.

Hoy es un día de fiesta nacional, el día en que nuestro ganador del Oscar llegó a conquistar la industria mundial de la televisión y de mí se acordará si no lo ve desfilando por los Emmys.

La Academia de Artes y Ciencias de la Televisión tendría que ser muy estúpida para no considerar el trabajo de un ganador del Oscar y de todo el montón de premios que Alfonso Cuarón ha recibido en los últimos meses.

¿Y cómo se llama la serie de Cuarón? ¿Y dónde va a pasar? ¿En qué horario?

Se llama Believe (cree, del verbo creer) y se va a transmitir todos los lunes a las 21:00 por Warner Channel.

¿Y sí es de Cuarón o el señor nada más puso su nombre como suele suceder en la industria de la televisión?

Cuarón es uno de los creadores de este concepto, ¿y qué cree?, es el director del capítulo uno, del que millones de personas vamos a sintonizar esta noche.

Así que prepárese a disfrutar de una experiencia cinematográfica, de una experiencia Cuarón. 60 minutos con todas la obsesiones de este hombre, desde su visión de la infancia hasta su manejo de la fantasía.

¿Qué es Believe? ¿De qué trata? No le quiero vender trama porque sí espero que se fascine con esa historia tan especial.

Se la voy a describir así: Believe es una serie que nos invita a creer justo ahora que nadie cree en nada, que nos reconcilia con nuestros sueños más profundos, con los que construimos cuando éramos niños.

Believe es una serie que empodera a los menores de edad justo cuando la industria de la televisión internacional se está encargando de destruirlos, de burlarse de ellos, a través de tantos y tantos programas de mal gusto.

Believe es un producto que va a unir a las familias de todo el planeta porque la van a poder gozar los padres, pero también los hijos, y tiene algo que me encanta.

¿Qué? La noción de que los niños, por ser como son, son peligrosos y, en consecuencia, son víctimas de conspiraciones inimaginables, son como forajidos, como muchas personas que son condenadas injustamente.

No es casualidad que la gran protagonista de esta historia vaya de la mano de un adulto condenado a muerte por un sistema judicial enfermo y corrupto. No es casualidad la riqueza que usted va a encontrar aquí.

Obvio, yo no le puedo garantizar que toda la serie vaya a ser así, que le vayan a autorizar dos o tres temporadas más o que termine por extinguirse como otros proyectos similares que nos rompieron el corazón como Touch.

Lo que sí le puedo decir, y va mi palabra de por medio, es que este arranque es glorioso y que haga de cuenta que nos lo hicieron a nosotros los mexicanos, los latinos, los que amamos a Cuarón, al cine, a la televisión y a los niños.

Luche con todas sus fuerzas por mirarlo con sus hijos, por verlo con sus padres y por gozarlo con sus amigos.

La cita es hoy, en punto de las 21:00, por Warner Channel y recuerde: todo es posible si nos atrevemos a “creer”. ¿A poco no? 

http://twitter.com/AlvaroCueva

www.facebook.com/AlvaroCuevaTV