Voz Ciudadana

Ver para creer: observación electoral en Hidalgo

Nuestro papel como ciudadanas o ciudadanos va más allá de votar (o ser votado), nuestra participación en este proceso electoral es valiosa e insustituible, ya sea como parte de la mesa directiva de casilla o como observador u observadora electoral.

Por ello debemos involucrarnos en los asuntos públicos, ser una ciudadanía activa y participativa, no basta con estar en desacuerdo o no con las reformas que se han suscitado, porque claro debemos tener que fue a través de un proceso electoral, en el que se eligieron a los hoy diputados y diputadas federales, quienes son una pieza fundamental en el proceso legislativo, del cual se derivan las principales reformas a la constitución, así como a las leyes federales.

Las elecciones permiten que la ciudadanía pueda con libertad escoger entre distintos candidatas o candidatos; partidos políticos; entre distintas ideologías y programas.

Pero solo podremos alcanzar una democracia plena, cuando se realicen elecciones competitivas, es decir cuando exista reales opciones y que además se cuenten con reglas claras y equitativas entre quienes aspiran a un espacio de gobierno o de representación.

Observación electoral

Como ciudadanos activos siempre podremos encontrar la vía para incidir en los asuntos públicos, y máxime cuando se trata del proceso político más importante para la vida democrática de una sociedad, la elección de quien nos habrá de gobernar y/o representar.

Por ello la Voz Ciudadana hace un llamado para que realicemos Observacion Electoral, y estemos atentos a todas las etapas del proceso electoral, registrando y difundiendo a través de los medios de comunicación y las redes sociales todas aquellas anomalías que se presenten.

La información obtenida puede y debe ser compartida previo a la jornada electoral, para que más personas conozcan, las propuestas, acciones, sean buenas o malas, tanto del partido como del candidato o candidata que aspira a representarnos.

Todas y todos podemos ser defensores del voto libre informado y razonado, una democracia se construye con una ciudadanía activa, participativa e informada.

La observación en plenas las campañas electorales consiste en examinar que existan condiciones de equidad y objetividad de los medios de comunicación, que cubran las actividades políticas de las y los candidatos y partidos en campaña, así como conocer los motivos por los que los ciudadanos acuden a los actos electorales, es decir observar que no haya presiones o acarreos motivados por la promesa de un apoyo económico, o con la negación del acceso a algún programa gubernamental, sin intervenir solo observar, se pueden detectar posibles actos o prácticas de fraude, compra y coacción del voto.

Mismas acciones que se pueden presentar el día de la elección, por ello el papel de quien realiza la observación es clave, ya que permite inhibir estas prácticas, al reducir o eliminar la discrecionalidad de quienes buscan cometer un delito electoral.

Debe quedar claro que las y los observadores no pueden intervenir aunque vean algo que está mal, únicamente pueden reportarlo al organismo electoral o a la asociación a la que pertenezcan, para que a través de los medios de comunicación y redes sociales se dé a conocer, e ir exigiendo mejores elecciones, mejores partidos y mejores candidaturas.

En Hidalgo decimos sí a la observación

Durante los recientes procesos electorales federales, en Hidalgo se ha contado con una participación activa en materia de observación electoral, sobre todo cuando se elige Presidente de la República, como lo indican los siguientes datos. Observadores registrados para los procesos electorales 1999-2000, 1,138 solicitudes; 2002-2003 se realizaron 187; 2005-2006, 661; 2008-2009, 369; y en el último proceso electoral federal, una cifra histórica de 1,639 observadores y observadoras electorales en todo el estado.

Hay que mencionar que ha sido la sociedad civil, la principal promotora e impulsara de esta acción ciudadana, sobre todo de organizaciones de derechos humanos, como ha sido la Academia Hidalguense de Educación y Derechos Humanos, en colaboración con las naciones Unidas y otras organizaciones como Alianza Cívica, que durante el proceso electoral federal 2011-2012, acreditaron cerca de 300 observadores y observadoras electorales.

 

¿Qué se necesita para ser observador u observadora electoral?

Lo más importante es solicitar el registro en forma personal o a través de la organización a la que pertenezcan, ante el Presidente del Consejo Local o Distrital del Instituto Nacional Electoral (INE), siendo la fecha limite el 30 de abril del 2015.

Las y los observadores electorales tendrán el derecho de realizar las actividades de observación en los actos de preparación y desarrollo del Proceso Electoral, incluyendo las sesiones de los órganos electorales del INE y la observación podrá realizarse en cualquier distrito electoral del país.

“Por una sociedad libre de discriminación y violencia”

http://twitter.com/alfreduam

www.alfredoalcala.mex.tl

www.facebook.com/alfredo.alcalamontano