Apuntes pedagógicos

Políticas docentes en América Latina y el Caribe

El documento Antecedentes y Criterios para la Elaboración de Políticas Docentes en América Latina y el Caribe, se publicó en 2013 por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura y la Oficina Regional de Educación para América Latina y el Caribe (OREALC/UNESCO Santiago). El documento tiene como propósito formular un estado del arte y orientaciones para las políticas docentes de los países de América Latina y el Caribe en el marco de la iniciativa “Proyecto Estratégico Regional sobre Docentes para América Latina y el Caribe” que se inserta, a su vez, en la estrategia UNESCO, a nivel mundial, “Profesores para una Educación para Todos”. Reproduzco algunos apuntes tomados del resumen ejecutivo.

La primera parte del informe, Estado del arte sobre políticas docentes en la Región busca caracterizar la situación de los docentes en la Región y las políticas públicas relacionadas, a la vez que identificar los principales nudos críticos que enfrentan los países para poder contar con los docentes que necesitan.

El primer capítulo de esta primera parte describe las características principales delos docentes en la Región y se caracterizan las organizaciones sindicales y profesionales docentes.  El segundo capítulo aborda la formación inicial docente.  En el tercer capítulo se aborda la formación continua.  En el cuarto capítulo se aborda la carrera docente. Junto con examinar la importancia de contar con una carrera profesional capaz de atraer a jóvenes con aptitudes y de retener buenos docentes, se abordan las condiciones laborales, las remuneraciones e incentivos, y la evaluación del desempeño docente. En la última sección del estado del arte, “Instituciones y procesos de las políticas docentes”, se identifican tendencias recientes acerca de las instituciones y los procesos de las políticas docentes, en relación con los factores y procesos que afectan su formulación e implementación.

La segunda parte del informe Criterios y orientaciones para la elaboración de políticas docentes, contiene orientaciones para la formulación de políticas docentes en los países de América Latina y el Caribe en torno a los mismos ámbitos analizados en el estado del arte. Para cada uno de estos se proponen enunciados generales y orientaciones más específicas.

En relación con la formación inicial docente se proponen cuatro orientaciones generales:

A.  Promover el ingreso de mejores candidatos a la docencia.

B.  Fortalecer la calidad de los programas de formación docente.

C.  Ofrecer una formación de calidad pertinente para el trabajo educativo con grupos sociales desfavorecidos.

D.  Asegurar sistemas apropiados de regulación de la calidad de los programas de formación y de quienes egresan de ellos.

En relación con el desarrollo profesional y formación continua se proponen seis orientaciones generales:

A.  Asegurar al profesorado el derecho a una formación continua relevante y pertinente.

B.  Asegurar impactos significativos de la formación continua en las prácticas de enseñanza y en los aprendizajes de los estudiantes.

C.  Construir trayectorias de desarrollo profesional.

D.  Implementar mecanismos de regulación de la oferta de formación continua.

E.  Promover el aprendizaje colaborativo en el contexto escolar.

F.  Regular la pertinencia de la oferta de postgrados.

En relación con la carrera docente se proponen seis orientaciones:

A.  Diseñar e implementar carreras destinadas a fortalecer la profesión docente.

B.  Reconocer en la carrera diferentes etapas de desarrollo de la trayectoria y la competencia docente.

C.  Estructurar la carrera docente en torno al mejoramiento del desempeño profesional.

D.  Diseñar e implementar una política de remuneraciones e incentivos clara y articulada para estimular la labor profesional docente.

E.  Desarrollar sistemas válidos y consensuados de evaluación del desempeño profesional docente.

F.  Disponer de mecanismos transparentes para el acceso a las plazas docentes y para la asignación de éstas.

En relación con las instituciones y procesos de las políticas docentes, se proponen cuatro orientaciones generales:

A.  Priorizar las políticas docentes en una perspectiva sistémica.

B.  Lograr mayor efectividad de las políticas docentes conciliando criterios de continuidad y cambio.

C.  Promover la participación de los actores en la generación de políticas.

D.  Fortalecer la institucionalidad pública para el desarrollo de las políticas docentes.

torresama@yahoo.com.mx