El otro enfoque

Los votos corporativos del PAN

1.- Se afilian cientos en un mismo día y a la misma hora

Con la novedad de que el diputado panista, Sergio Carlo Bernal, interpuso una queja ante el Instituto Electoral del Estado de Guanajuato, para solicitar la cancelación de varios registros que su partido autorizó de manera corporativa.

El personaje que hizo la travesura tanto en Irapuato, como en Salamanca y Uriangato, es nada más y nada menos que Jorge Alberto Romero Vázquez, conocido en la administración municipal de Irapuato, por el presunto desvío de recursos para su fiesta particular y por la asesoría que aún realiza al alcalde Sixto Zetina.

Dicen que el legislador trae el tema desde hace mucho tiempo y no tuvo éxito con la queja interpuesta en la dirigencia estatal, así que decidió acudir a las autoridades electorales para que sean ellas, quienes de manera oficial, soliciten los forman de todos y cada uno de militantes que llegaron por centenares en un mismo día y a una misma hora.

Este fin de semana, el PAN debió contestar la queja 4/2014 del Procedimiento Sancionador Ordinario emprendido por el presidente del IEEG, Mauricio Guzmán Yáñez, quien a través de la Unidad Técnica Jurídica del IEEG, dará seguimiento al caso y, por lo que se dice, el asunto terminará en los tribunales federales.

Por cierto, la misma queja se hará en el CEN del PAN, porque el joven diputado, en su intento de exhibir el cochambre azul, pedirá a las autoridades nacionales de su partido, proporcionen la misma información al INE, sobre los 188 irapuatenses que se inscribieron en México, en un mismo día, a la misma hora y a través de la misma persona.

2.- Abren cuatro convenciones el PRI

De los cuatro distritos que abrió el PRI para elegir al candidato a diputado federal a través de la convención de delegados, los más competidos podrían ser León y Guanajuato, sobre todo, porque en ambos municipios, hay varios que suspiran por la curul federal.

En Guanajuato, anote usted a los legisladores locales, Adrián Camacho y Luis Felipe Luna Obregón, ambos suspirantes a los terrenos de San Lázaro, pero sobre todo, impulsores del proyecto tricolor en todos sus niveles.

Adrián Camacho ha dado muestras de apoyar el trabajo del presidente Enrique Peña Nieto, no sólo por el parecido y la fama que tiene en la capital de ser el Peña Nieto del terruño, sino por la defensa que hace del Presidente en el Congreso del Estado.

Adrián se bajó de la candidatura a la Presidencia Municipal de Guanajuato con no se qué negociación, pero cada semana viaja a México para cabildear su posible candidatura, que dicho sea de paso, le favorece en algunos segmentos, principalmente femeninos. Recordará que su primer destape fue con varias mujeres capitalinas.

Luis Felipe también tiene lo suyo. Se trata de un abogado experimentado y conocido en la capital, pero sobre todo, con el perfil que podría dar la batalla a la recientemente panista, Raquel Barajas.

La ex presidenta del Poder Judicial, llega a la posición azul no por méritos de su militancia ni con el favor de los grupos internos, sino con el apoyo del ex mandatario, Juan Manuel Oliva y del propio Miguel Márquez y su dirigente estatal, Gerardo Trujillo Flores.

En León, en que está más que anotado es el diputado local, Roberto Vallejo, actual dirigente de la CNOP estatal y mano derecha del coordinador de la bancada tricolor, Jorge Videgaray Verdad.

Habrá que ver quiénes más se anotan en el distrito, sobre todo, si considera que uno de los posibles fuertes sería el diputado Guillermo Romo, aunque los rumores de su encuentro con el PRD, cada vez suena más fuerte y factible. ¿Será?