El otro enfoque

El negocio detrás de las campañas

La mayoría de los aspirantes priistas que buscan una posición en la próxima contienda electoral, pagaron hasta 20 mil pesos en efectivo, para cubrir la cuota de las encuestas municipales.

En algunas ciudades son tres los suspirantes, en otros son hasta cinco precandidatos, en varios más suman dos, pero todos y cada uno de ellos se pusieron guapos con su dirigencia estatal para liquidar el ejercicio estadístico.

Es su estilo.

Dicen que no fue venta de precandidaturas, sino de aportaciones voluntarias que busca medir la preferencia electoral en Guanajuato, aunque muchos recordaron los tiempos del ex priista, Wintilo Vega Murillo, a quien se acusó de vender espacios bajo un esquema parecido.

Ahora es otro tiempo, es un nuevo PRI.

El estilo priista, adoptado recientemente también por el partido en el gobierno, el PAN, pero bajo un discreto y diferente formato, muestra la gran cantidad de dinero que se maneja en las contiendas internas de los partidos políticos.

Tan sólo en el arranque, por ejemplo, en el supuesto de que existieran dos precandidatos por cada municipio, multiplicado por los 20 mil pesos que solicitan para la encuesta, los dirigentes del PRI habrían reunido, en un abrir y cerrar de ojos, un millón 840 mil pesos.

La norma electoral no obliga a los partidos políticos difundir sus sondeos, encuestas o mediciones, por obvias razones, pero tampoco contempla la fiscalización de estos ejercicios previos a la contienda interna.

El paso que sigue a esta medición, es la confirmación de la planilla, donde sus integrantes también aportan capital para financiar la campaña, pues la queja recurrente de los candidatos oficiales, es que el dinero aportado por su partido, no le alcanza para cubrir los gastos.

Según la ciudad donde se postula, es la cantidad de aportación en las regidurías.

Por ejemplo, una primera posición en la planilla de Guanajuato, cuesta aproximadamente 400 mil pesos, en Silao el costo es muy similar, pero en Irapuato o León, la cifra alcanza en ocasiones los seis ceros.

Las aportaciones de los futuros regidores son un secreto en el círculo de los políticos que saben competir en campañas políticas, pero además es una manera de negociar posiciones y financiamientos.

http://twitter.com/AlfonsoMachuca 

alfonsomachuca@yahoo.com.mx