El otro enfoque

Los falsos candidatos ciudadanos y los verdaderos candidatos independientes

1. Entre lo legal y lo ético

Algunos de los aspirantes a Presidentes o Diputados, han recurrido a la figura de “candidatura ciudadana”, con el objetivo de deslindarse de las mañas partidistas, junto con todo el historial de transas, moches y corruptelas.

A través de sus promocionales, en radio y televisión, aseguran que son candidatos ciudadanos porque, “milagrosamente”, alcanzaron la oportunidad de postularse con un partido político, sin formar parte de su militancia.

Parcialmente verdadero o medianamente falso.

Hace algunos años, los ciudadanos buscaron espacios para postularse sin partido político, pero siempre les negaban los registros. Los dueños de las elecciones eran precisamente los partidos, quienes vendían candidaturas y daban lo mejor de lo peor que tenían entre sus militantes o simpatizantes.

Es decir, nos imponían los gobernantes.

Ante las manifestaciones públicas del rechazo a los partidos y sus formas de elegir a los candidatos, varios ciudadanos empezaron a anular su voto, porque ninguno de los postulados, inspiraban confianza, los veían capaces o les convencía.

Los votos nulos era una muestra de participación, pero de rechazo a candidatos impuestos por los partidos políticos.

Con las recientes reformas electorales, los legisladores dieron paso a las candidaturas independientes. A pesar de imponer candados difíciles de cumplir, hubo ciudadanos que sí lograron su registro y compiten ahora sin la contaminación de un partido político, léase PAN, PRI, PRD, PT, PVEM, PANAL, Movimiento Ciudadano, Humanista, Morena o Encuentro Social.

La gran diferencia entre las candidaturas ciudadanas a las independientes, es que en ésta última, ningún partido los respalda.

Los verdaderos candidatos independientes y ciudadanos, lograron los requisitos de la Ley de Instituciones y Procedimientos Electorales para acceder legítimamente a su aspiración y con financiamiento público.

Sólo en Comonfort y en Pénjamo, tenemos candidatos independientes, verdaderos candidatos ciudadanos.

La gran mentira que nos vende el candidato de la triple alianza en León, José Ángel Córdova, como candidato ciudadano, advierte de un engaño que muchos probablemente crean por falta de conocimiento.

Es la misma mentira en que ha incurrido la candidata panista para diputada federal en el Distrito IV, Raquel Barajas, quien asegura ser candidata ciudadana, aunque todos conozcamos su largo historial de magistrada y su estrecho vínculo con el entonces gobernador azul, Juan Manuel Oliva Ramírez.

Los verdaderos candidatos ciudadanos o independientes, lograron su registro con el apoyo de la misma población, es decir, sin la mano negra de los partidos políticos. Hicieron los pasos marcados por la Ley, conformaron su asociación civil y ahora compiten por un puesto que seguramente conseguirán.

Si José Ángel Córdova o Raquel Barajas, quieren continuar con su mentira mediática, será un triunfo al engaño, pero no a la aprobación de la población por considerarse ciudadanos comunes, como todos nosotros.

Todos sabemos que uno es ex panista y ahora priista-ecologista y la otra es panista de closet recientemente destapada.

Negarlo, sería otra lamentable decepción.

2. Se impone el PAN en la auditoría

Al diputado Martín López, le fue bien como nuevo coordinador de la bancada azul en el Congreso del Estado. Bueno, al menos es lo que dicen sus compañeros, tras salir de la reunión de la Junta de Gobierno y Coordinación Política.

Ayer, durante la sesión de la Junta, los diputados del PRI, PVEM, PANAL y PRD, demandaron una auditoría a la Secretaría de Educación de Guanajuato (SEG), tras el escándalo de las tabletas electrónicas y la falta de transparencia en la licitación, además de otros granitos negros del arroz.

A decir de los enterados, durante la Junta de Gobierno, el recién estrenado Martín López, votó en contra de esa auditoría y mantuvo la posición azul, a pesar de las presiones del resto de sus compañeros opositores.

Luego salió a decir a los medios, con calma y serenidad, que la auditoría se había votado en contra y que, seguramente se repetirá la posición en la sesión de mañana, cuando se estrenen los nueva diputados suplentes.

Y nueve porque la suplente de Yulma Rocha, no se apersonará debido a la nueva posición que alcanzó en las listas de beneficiados tricolores. Con esta nueva conformación, el PAN tiene dos meses para lograr lo que quiera. 

http://twitter.com/AlfonsoMachuca 

alfonsomachuca@yahoo.com.mx