El otro enfoque

Más deuda para Guanajuato

1.- Piden 100 millones para respaldar la seguridad

La maldición de las deudas aparece en escena en el Gobierno del Estado.

El mandatario, Miguel Márquez, quiere sacar adelante un nuevo empréstito para concluir obras importantes y relevantes para el estado, pero sobre todo, para ciudades del corredor industrial.

Ha solicitado cuando menos 100 millones de pesos para apoyar a los municipios que, por alguna razón, no entran en los apoyos federales de Seguridad. Medida paternalista, pero indispensable ante la violencia que padecemos.

La petición también exhibe el fracaso del Proyecto Escudo, pero además, la falta de mecanismos de prevención a nivel municipal y la frustración anticipada del mando único que simplemente, no aterriza.

Lo que llama la atención es la idea de pretender reconstruir el tejido social guanajuatense con una deuda de dos mil quinientos millones de pesos, además de otros 200 milloncitos para implementar un esquema que ayude a sobrellevar la crisis económica que se avecina en el 2016.

Se trata de un mensaje negativo que, advierte una caída económica, pero además, de tiempos difíciles para las familias en Guanajuato.

2.- Amarra el Gobernador con la fracción del PRI

La petición ya entró a la Junta de Gobierno y Coordinación Política del Congreso del Estado y ésta la canalizará a la Diputación Permanente para que se enliste y se discuta en el siguiente periodo extraordinario.

Por lo pronto, el mandatario Miguel Márquez, el diputado presidente de la Junta, Martín López Camacho, además del diputado priista, Jorge Videgaray Verdad, se reunieron para analizar la petición estatal.

A decir de los enterados, el PRI ya otorgó su aval para impulsar la nueva deuda, así que prometen discreción y nada de sombrerazos, ni discursos críticos el día de la sesión extraordinaria, adelantada –por cierto- para el 21 de septiembre.

Habrá que revisar quiénes de la oposición deciden hacer ruido ante el nuevo endeudamiento, pero por lo que se ve, no habrá votación alguna que obstaculice los deseos planteados por el primer panista del estado.

3.- Edgar Castro y las preocupaciones del último trimestre

La próxima semana, los alcaldes de Guanajuato, Luis Gutiérrez y Edgar Castro (éste último electo para el periodo siguiente), se reunirán con la contralora municipal, a fin de hacer un balance de la entrega-recepción.

De entrada, ya llevan dos sesiones de trabajo para programar los gastos que se avecinan durante el Festival Internacional Cervantino, además de los equipos para la entrega- recepción del municipio.

Lo cierto es que hay preocupación por los servicios municipales y ese el tema de prioridad para la siguiente administración, también priista.

http://twitter.com/AlfonsoMachuca 

alfonsomachuca@yahoo.com.mx