El otro enfoque

El PRI de Santiago, el gran perdedor de las elecciones locales en Guanajuato

1.- Santiago deja mal al Senador, Gerardo Sánchez

El PRI fue aplastado abruptamente por el PAN en casi todos los municipios y los distritos locales de Guanajuato. La derrota era un resultado esperado, tras los acuerdos oscuros de su dirigente estatal, Santiago García.

En Guanajuato capital, a pesar de enfrentar una imposición en su planilla, el abanderado de la triple alianza (PRI-PVEM-Panal), Edgar Castro Cerrillo, se impuso a pesar de las encuestas que lo daban como derrotado. Edgar rescató el bastión tricolor con buena ventaja.

En León, el doctor José Ángel Córdova, perdió la contienda frente al panista, Héctor López Santillana y fue hasta la madrugada de ayer, cuando el doctor salió a reconoce que la tendencia electoral no le favorecía, además de quejarse de varias traiciones y deslealtades en su equipo.

En Irapuato, el diputado con licencia, Gerardo Zavala, también sufrió el sabor de la derrota, a pesar de que la dirigencia pretenda buscar la anulación de la elección, tras la intromisión de la iglesia católica con panfletos manipuladores a favor del blanquiazul.

En Silao, el neo priista Leonel Mata Zamora, sufrió una derrota aplastante frente al panista, Juan Antonio Morales Maciel. El voto duro de PRI en este municipio, le permitió mantenerse en la segunda posición política.

El PRI perdió prácticamente todo el corredor industrial.

Perdió el PRI de Santiago y el del Senador, Gerardo Sánchez.

Un resultado que descalificaría al Senador, como para contender a la gubernatura en el 2018.

2.- Ruth Lugo guarda silencio

La candidata panista en Guanajuato, Ruth Lugo Martínez, decidió no salir públicamente a reconocer su derrota. Su equipo adelantó que emitirían un comunicado, pero su mutismo solo aporta incertidumbre en el proceso democrático.

Es muy probable que así miremos a Ruth este miércoles, con elementos suficientes para cuestionar los resultados y desconocer triunfos, pero que no le alcanzarán a revertir el triunfo del priista, Edgar Castro Cerrillo.

Algo pasó con la candidatura blanquiazul en la capital. En Palacio del Ejecutivo anticiparon su derrota casi una quincena previa. Una semana antes, su dirigencia también daba por perdido el municipio. Sólo Ruth aguardó hasta el último momento su esperanza que le reflejaron las encuestas locales.

Aquí se escribió los errores estratégicos en que se equivocó la panista. Consideró que no fueron objetivos los señalamientos y olvidó que, frente a pasos equivocados, los resultados normalmente se revierten.

Ruth se confrontó con estudiantes. Se confrontó con las agrupaciones civiles en defensa de las mujeres. Se habría confrontado también con su coordinador de campaña y finalmente, perdió el debate público que le permitió avanzar a su compañero panista, Beto Loya, pero quien competía con las siglas del PRD.

Ruth tendrá que reconocer su derrota, aunque no le guste el resultado final.

3.- El Profe Maciel, gana con amplia ventaja

En Silao, el profesor Juan Antonio Morales Maciel, consiguió una votación que rompió históricos en las elecciones locales. Maciel consiguió un triunfo incuestionable, prácticamente 2 a 1 frente a su más cercano competidor, Leonel Mata.

El abanderado tricolor, Leonel Mata, no ha reconocido el triunfo del panista y, por el contrario, se apersonó ante la Procuraduría General de Justicia del Estado, para denunciar los hechos violentos registrados en la Aldea.

Leonel se sintió agredido y amenazado por un grupo de panistas. Los panistas acusan a Leonel de lo mismo, además de operar con una posible compra de votos en la comunidad más grande de Silao.

La sorpresa quizás no sea ese connato de violencia, sino el hecho en sí de que el candidato del PRI, en lugar de permanecer en el cuarto de guerra, en espera de resultados, sea quien aparezca en los escándalos que normalmente enfrentan los representantes de los partidos.

Leonel Mata sufrió entonces la traición de varios priistas. En los pasillos, reconoció que la candidata a diputada, Lupita Velázquez, le había “robado” o “desarticulado” la estructura electoral que tenía.

Si es cierto o no esta acusación, lo evidente es que esas fracciones, esos desacuerdos, llevaron al PRI a la derrota y al PAN a recuperar un municipio que buscaron, además de que su presidente municipal, el priista Enrique Solís, les dio la espalda a ambos.

De ese tamaño es el desgaste tricolor.

4.- El Gobernador reúne a los triunfadores

Por cierto, el gobernador Miguel Márquez Márquez, reunió ayer en el Centro de Convenciones a todos y cada uno de los próximos diputados en el Congreso del Estado. También habrían asistido los ganadores de las contiendas municipales.

Márquez felicitó a los panistas que lograron pintar de azul a Guanajuato y le pidió trabajar con empeño, dedicación y con rumbo al 2018. ¿El Gobernador pensará en una posible candidatura en el 2018?

Yo creo que sí.

http://twitter.com/AlfonsoMachuca 

alfonsomachuca@yahoo.com.mx