En Corto

¿Mi vida?

No sé si te pasa. Desde el momento en que despertamos, nuestra mente se pone a trabajar y es común que de pronto nos encontremos haciendo planes de todo tipo, a corto y a largo plazo, como si la vida dependiera por completo de nosotros.

A mediados de esta semana leí la noticia de Rosangela Biavati, una turista de 36 años de edad, quien murió tras ser alcanzada por un rayo la tarde del lunes en la playa de Guaruja en Brasil.

Esta mujer llegó al lugar para disfrutar de lo que probablemente anticipaba, sería una espléndida tarde de diversión y entretenimiento. Ella y su familia al parecer habrían ignorado las advertencias sobre una tormenta que se avecinaba.

El reportero gráfico Rogéiro Soares, circulaba a bordo de su auto dando vueltas por la costa, cuando le llamó atención ver a este grupo de personas con una camioneta de lujo sobre la arena, muy cerca de donde rompían las suaves olas, así que se detuvo para realizar algunas fotografías. Nunca imaginó que retrataría el momento justo en que un rayo cayera sobre aquella mujer provocándole minutos después la muerte.

"Fue muy impresionante. Era una mezcla de horror y tristeza. No sabía qué hacer", dijo el fotógrafo en declaraciones a sus compañeros del periódico "Jornal A Tribuna".

En el Nuevo Testamento, el apóstol Santiago lanza una importante recomendación para todos nosotros: "Ahora escuchen esto, ustedes que dicen: «Hoy o mañana iremos a tal o cual ciudad, pasaremos allí un año...» ¡Ustedes ni siquiera saben qué sucederá mañana! ¿Qué es su vida? Es como la niebla, que aparece por un momento y luego se desvanece".

"Nadie tiene la vida comprada". En el capítulo 12 de su evangelio, el Dr, Lucas cita una parábola de Jesús en torno a un hombre que pensaba tener su existencia resulta y bajo control; pero entonces Dios le dijo: "Necio. Hoy vienen a pedirte tu alma".

En el evangelio de Mateo, el Señor Jesús pregunta: "¿Qué aprovecha al hombre, si ganare todo el mundo, y perdiere su alma? O ¿qué recompensa dará el hombre por su alma?"

C.S. Lewis, autor de "Las Crónicas de Narnia" dijo: "Todo lo que no hagas con un sentido eterno; será eternamente inútil". La Escritura asegura que fuimos creados por Dios y para Dios, mediante Jesucristo.

Pidámosle a Jesús que tome nuestro corazón y transforme nuestra vida.