Pa' no molestar

Simplifican tratamiento contra VIH

De ser una enfermedad letal a corto plazo, el VIH “se ha convertido en una enfermedad crónica con amplias posibilidades de mantener a los pacientes incorporados a una vida larga y productiva, siempre y cuando sean tratados adecuadamente y a tiempo”, según GSK México, corporación que recientemente presentó un nuevo tratamiento simplificado contra VIH que supuestamente mejorará la calidad de vida de los pacientes en solo una dosis. De hecho, vale la pena recordar que al 30 de junio de 2014, se tienen registros de 60 mil 464 personas que reciben tratamiento antirretroviral, 76.7 por ciento son hombres y el resto mujeres.

El primer caso de la enfermedad en nuestro país se registró hace más de 30 años, aseguran, y ahora los avances en su diagnóstico y tratamiento han permitido que el VIH ya no sea más una condena de muerte, aunque “los pacientes siguen enfrentando muchos retos, como la dificultad de apegarse a terapias que implican mútliples tomas al día, lo que se traduce en complicaciones diversas”. 

Las cifras a propósito de la enfermedad no son muy gratas: al tercer trimestre de 2016, los casos de VIH/SIDA en México suman 185 mil 902; de los casos notificados de SIDA en el periodo 1983-2016, 82 por ciento fueron hombres y el resto mujeres; el 97.4 por ciento de la categoría de la transmisión es sexual, 1.7 por ciento corresponde a usuarios de drogas inyectadas, mientras que 0.9 por ciento es perinatal (transmisión de madre a hijo); en el año 2015 se diagnosticaron 12 mil 083 casos nuevos, de los cuales 5 mil 669 nuevos diagnosticados como SIDA y 6 mil 414 como VIH notificados.

Además, las entidades federativas con mayor tasa de casos nuevos de SIDA por cada 100 mil habitantes son Campeche con 19.2, Guerrero con 8.1, Tlaxcala con 7.7, Colima con 7.3 y Morelos con 6.3; aunado a ello, se reporta que el grupo más afectado es de 25 a 39 años, lo que representa 53.4 por ciento del total de casos notificados con SIDA.

La nueva terapia antirretroviral está integrada en un régimen de dosis única que contribuirá a reducir la mortalidad y el riesgo de la transmisión del virus, también representa una disminución en el costo; además, se podrá facilitar el apego de los pacientes al tratamiento, para que con una dosis diaria, quienes padecen la enfermedad pueden mejorar su condición: “estos tratamientos con medicamentos antivirales específicos, le permiten al paciente mantener una calidad de vida óptima y realizar con normalidad las actividades cotidianas”. 

La nueva terapia es indicada para pacientes sin experiencia previa a tratamiento antirretroviral y para quienes requieren cambiar el esquema previo por toxicidad o simplificación pero que se encuentren indetectables y con buenos niveles de linfocitos CD4+ (un tipo de linfocitos que ayudan a coordinar la respuesta inmunitaria al estimular a otros inmunocitos).

Esta propuesta se suma a la oferta disponible en el mercado, dejando atrás los tratamientos contra el VIH que consistían en una combinación de medicamentos con eficacia limitada y toxicidad considerable, conocidos coloquialmente como “coctel de medicamentos”.

“El VIH-SIDA sigue siendo una enfermedad de alta prevalencia en el mundo, y el contacto sexual es la forma de contagio más común. Otras formas menos comunes de contagio, pero igualmente importantes son el uso y reuso de jeringas contaminadas entre personas adictas a las drogas, así como la transmisión de una mujer embarazada a su bebé al momento del parto y/o de la lactancia materna”.

De acuerdo con el doctor Fernando Silva, Infectólogo y especialista en VIH, “es muy importante generar conciencia y educación para que todos entendamos de que se trata esta enfermedad para evitar discriminación y un estigma generalizado hacia este padecimiento lo cual dará mayor certidumbre y reducirá el miedo a afrontar el diagnóstico”,

Agregó que, para un diagnóstico oportuno es recomendable realizar pruebas de detección temprana, de ser positivas se debe iniciar con tratamiento antiviral lo antes posible.

Gracias a la innovación y desarrollo que realizan los laboratorios farmacéuticos como GSK, hoy es posible acceder a una terapia antirretroviral combinada y simplificada de administración diaria sin suspender, permitiendo a los pacientes mantener excelentes condiciones generales. Es crucial insistir en la adherencia al 100% a los medicamentos y tratar de prescribir terapias simplificadas para evitar abandonos”, puntualizó el especialista.

alejandro.evaristo@milenio.com