Argumentos a debate

Cumbre Mundial Humanitaria

Como parte de las actividades de cierre de su periodo como Secretario General de la ONU, el Sr. Ban Ki-moon convocó los días 23 y 24 de mayo a realizar la 1a Cumbre Humanitaria Mundial en Estambul, Turquía. La revisión del sistema internacional humanitario es el objetivo principal y la motivación para iniciar los trabajos. Ban Ki-moon afirma "El mundo está cambiando, por lo que la acción humanitaria debe cambiar. Debemos encontrar maneras de satisfacer las necesidades de millones de personas afectadas por los conflictos o catástrofes actuales en los próximos años."

Los conflictos armados y los desastres naturales así como los retos de la humanidad que se derivan del crecimiento poblacional, la creciente urbanización de la tierra y las profundas e imparables desigualdades económicas serán objeto de estudio para un nuevo diseño de políticas globales para la ayuda humanitaria.

Muchos son los desafíos que enfrentamos, en especial, la crisis de los refugiados de Siria en Europa ha puesto en duda la capacidad de reacción y voluntad política para gestionar y administrar la situación. Ha sido sorprendente escuchar que se elevan voces para solicitar el cierre de fronteras en la tierra que vio nacer los valores de la libertad, la igualdad y la fraternidad basados en la solidaridad, la subsidiariedad y la búsqueda del bienestar común. En palabras de Mogherini, Alta representante de la Política Exterior y de Seguridad de la Unión Europea y Vicepresidenta de la Comisión Europea "La amenaza existencial proviene desde dentro de nuestras propias fronteras. Nuestra Unión está en riesgo cuando construimos muros, en lugar de derribarlos. Nuestra Unión está en riesgo cuando nos comportamos como europeos de tiempo parcial, solicitamos ayuda cuando la necesitamos, pero no estamos listos para prestar ayuda cuando se nos solicita". Señala "Lo que necesitamos es liderazgo, no populismo".

Después de un proceso de consultas se determinaron cinco ejes para encauzar las acciones. La primera es la dignidad que consiste en preservar la máxima de la política humanista que significa el mantener a las personas como el centro de la ayuda humanitaria. La segunda es la seguridad que busca la prevención del conflicto aplicando el derecho internacional humanitario. El tercer elemento es la resiliencia para dar esperanza a las personas en situación de conflicto así como soluciones duraderas. El penúltimo eje es la asociación y la cooperación para refrendar los principios humanitarios. Finalmente, el quinto y quizás el más importante para poder instrumentar los anteriores es la financiación que consiste en la aportación de los recursos para preservar la vida en situaciones catastróficas.

Nuestro país ha vivido en carne propia situaciones de desastre. Desde 1966 cuando el Río Pánuco se desbordó, marcó el inició de un Plan de Auxilio a la población civil llamado DN-III-E. Los soldados mexicanos son un ejemplo de la ayuda humanitaria que el mundo necesita. Han sido más de veinte países los que han ayudado nuestro llamado "Ejército del Pueblo". Será una gran oportunidad para México el mostrar su experiencia durante dicha Cumbre.