Argumentos a debate

Bachelet vuelve al mando en Chile: celebrando el Día Internacional de la Mujer

A Cecilia Romero, primera presidenta del Partido Acción Nacional

El Día Internacional de la Mujer cada 8 de marzo es una de esas conmemoraciones que no necesariamente se celebranpor igual en todo el mundo. Aunque han habido avances notables en los años recientes, hay regiones, como América Latina y el Caribe, donde aún estamos lejos de cerrar por completo la denominada brecha de género. Persisten problemas graves como que, en la región, las mujeres reciben en promedio un salario entre 10 y 30 por ciento inferior al de los hombres, o que una de cada 3 mujeres o niñas han sufrido violencia alguna vez durante su vida. En materia de participación política el panorama es sustancialmente mejor que hace un par de décadas y, con todo, la representación femenina aun no alcanza los estándares óptimos. En Chile, sin embargo, la próxima semana habrá razones de sobra para celebrar esta importante conmemoración. Me refiero a la toma de protesta de Michelle Bachelet como Presidenta de Chile que tendrá lugar este martes 11 de marzo en el salón de honor del Congreso Nacional de ese país. Se trata del inicio de una segunda administración encabezada por una incansable luchadora por los derechos humanos y la igualdad de género que ya gobernó el país de 2006 a 2010 con gran capacidad política y negociadora. Bachelet fue, en su momento, la primera Ministra de Defensa en América Latina, la primera Presidenta de Chile, la primera Presidente de UNASUR (Unión de Naciones Sudamericanas) y recientemente la primera Directora de la recién creada agencia ONU Mujeres, una entidad que lucha día a día por los derechos de las mujeres y las niñas en el mundo. Su trabajo en esta agencia multilateral fue extraordinario. ONU Mujeres se insertó, en poco tiempo y con gran éxito, en los esfuerzos de numerosos países del mundo que efectuaron reformas legislativas y políticas de gran trascendencia para el empoderamiento económico de las mujeres, para incentivar su participación política y poner fin a la violencia que tristemente sigue aquejándolas.

Bachelet, es sin duda, un símbolo de la capacidad de las mujeres para sobreponerse a condiciones adversas –es ampliamente conocido su paso por centros de detención y tortura de la dictadura de Pinochet- y alcanzar sueños por ambiciosos que parezcan. Delegaciones de decenas de países del mundo asistirán el martes a celebrar, con Bachelet, que la participación política de la mujer en Chile es un hecho consumado. Cabe señalar que Bachelet, en el proceso electoral del que resultó recientemente electa, se enfrentó en las urnas a otra mujer, la candidata de la Unión Demócrata Independiente (UDI) Evelyn Matthei quien fuera Ministra del Trabajo, antes Senadora de la República y diputada por dos periodos consecutivos en el Congreso Nacional. Más aún, para la elección de candidato de la Concertación de Partidos por la Democracia en 2006, Bachelet se enfrentó a la precandidatura de la ex canciller y actual Senadora de la República Soledad Alvear. Por si fuera poco, la Presidenta electa Bachelet ya ha efectuado algunos importantes nombramientos para su próxima administración. Felizmente se comprueba que una gran proporción está constituida por mujeres. ¡Enhorabuena a los chilenos, y a las chilenas!