Utilidades de Siemens, impulsadas por sus operaciones digitales

En la última década, la firma alemana fue adquiriendo varios grupos de ‘software’.
El logotipo de la compañía en una de sus turbinas.
El logotipo de la compañía en una de sus turbinas. (Vincent West/Reuters)

Fráncfort

Siemens se basó en sus operaciones digitales para impulsar sus utilidades en una señal de que el mayor conglomerado industrial de Europa se adapta al cambio tecnológico.

El grupo industrial más grande de Alemania dijo que el ingreso neto subió 7 por ciento para llegar a mil 460 millones de euros, por encima de los pronósticos de mil 370 millones de euros, debido a que tuvieron mejores márgenes a los esperados en su “fábrica digital”.

Los ingresos totales del último trimestre subieron 8 por ciento en comparación con el año anterior para llegar a 21 mil 400 millones de euros, con lo que se quedó por debajo de los pronósticos de 21 mil 800 millones de euros.

Ralf Thomas, director financiero, dijo que la fábrica digital se convirtió en el “estándar de oro para la industria 4.0”, una referencia a la “cuarta revolución industrial”, que comprende la computación en la nube, el internet de las cosas y la automatización para fábricas.

La compañía también extendió el contrato de Joe Kaeser, su director ejecutivo, hasta 2021, asegurando que supervise la estrategia Vision 2020 que estableció en 2014.

Siemens es conocida como un centro de ingeniería que construye sistemas eléctricos, pero en la última década se convirtió en el líder de la digitalización de las operaciones industriales, adquiriendo una variedad de grupos de software e integrando nuevos métodos de automatización a través de su cartera.

La unidad de fábrica digital, que utiliza software para avanzar en el hardware y dispositivos conectados como turbinas eólicas al internet, conocido como internet industrial de las cosas, desempeña un papel cada vez más importante para estabilizar los ingresos totales.

Estas ganancias de “ciclo corto” pueden mitigar las grandes oscilaciones del ciclo más largo de la operación industrial de Siemens. Las utilidades de la fábrica digital, de 485 millones de euros el trimestre pasado, fueron aún mayores que las de su unidad de electricidad y gas, de 369 millones de euros. Justo hace un año, las utilidades de la fábrica digital fueron de 395 millones de euros, y las de la unidad de electricidad y gas fueron de 480 millones de euros.

Además, el margen de 16.4 por ciento de la fábrica digital es mucho más alto que el promedio de 10.4 por ciento en el margen de la operación industrial principal de Siemens.

Martin WIlkie, analista de Citi, estima que los márgenes de la unidad digital son de 21 por ciento una vez que se excluyen los costos de adquisición e integración. “Vemos un desempeño subyacente muy fuerte en el ciclo corto de ganancias que se compensa las tendencias mixtas en los mercados de ciclo más largo, sobre todo en electricidad y gas”, agregó.