Analistas vaticinan una reconfiguración en el sector energético global

El interés de Shell  por GB puede detonar acciones similares de otros gigantes del sector.
Distribución de petrolíferos en Estados Unidos.
Distribución de petrolíferos en Estados Unidos. (Shutterstock)

México

El acuerdo de Royal Dutch Shell por 47 mil millones de libras para adquirir BG Group con una prima considerable llevó a los analistas de la industria a anunciar una nueva ronda de consolidación en el sector de energía, después del colapso del precio del petróleo.

Sin embargo, algunos cuestionan la supuesta recuperación del precio del petróleo que se utilizó para apoyar la metodología de valoración y sugieren que es un mejor acuerdo para los accionistas de BG que para los de Shell.

A continuación, una selección de comentarios de los analistas.

Neil Morton, Investec: La oferta de Shell por BG Group es prueba de que puedes repetir un rumor lo suficiente y con el tiempo se volverá realidad. Por cerca de 20 años se habló de una alianza. Los inversionistas de BG reciben, por lo que vemos, una oferta atractiva. Estamos menos convencidos de los méritos para los accionistas de Shell. El acuerdo se basa en una fuerte recuperación de los precios del petróleo (90 dólares por barril en 2018), mientras que sospechamos que Shell se lanza encima del inminente flujo de efectivo libre de BG para proteger su pesado pago de dividendos.

Shell argumenta que el premio de los activos de BG en aguas profundas de Brasil (donde Shell tiene una presencia limitada) y del gas natural licuado (GNL) en Australia (donde puede decirse que Shell tiene una sobreexposición) aumentarán la calidad y la generación de efectivo. Sin embargo, sospechamos que, con BG en la cúspide (¡por fin!) de la generación de flujo de efectivo libre y con un nuevo director ejecutivo, Shell pensó que el momento era propicio.

BG batalló para sacudirse la percepción de que en los desarrollos de Brasil y Australia mordió más de lo que podía masticar. El nuevo director ejecutivo, Helge Lund (o tal vez más probable, el presidente Andrew Gould), aceptó que la base de activos de BG es más adecuada para una compañía con más dinero.

Stephane G. Foucaud, FirstEnergy: La prima es muy grande, lo que resalta el valor que la industria ve en el sector. No me sorprendería si vemos que otras petroleras grandes y supergrandes sigan el ejemplo de Shell y también vayan por adquisiciones. Esto es lo que ocurrió en el pasado. Una vez que los grandes participantes jalan el gatillo, entonces los otros (BP, Total, Chevron y ExxonMobil) siguen el ejemplo. Es probable que busquen materializarlo con independientes grandes como blanco.

La adquisición de BG por parte de Shell es grande en el gas de Asia, porque (el este de África y Australia) encaja en su portafolio. Esto no significa que el gas asiático también será el blanco de otras grandes compañías. Yo personalmente creo que el esquisto estadunidense también puede ser un área en la que se centren para buscar adquisiciones.

Biraj Borkhataria, RBC Capital Markets: El atractivo clave para Shell son los activos en aguas profundas de BG en Brasil y su portafolio de GNL. El portafolio de gas natural licuado de BG en combinación con el de Shell representará alrededor de 40 millones de toneladas al año o aproximadamente 16 por ciento del mercado mundial de GNL, lo que impulsará más la posición de Shell como un líder en el sector.

Además, Shell adquiere opciones de crecimiento significativas que incluyen a Tanzania y Lake Charles GNL. En Brasil, los activos de BG le dan a Shell un mayor punto de apoyo en una de las cuencas de menor costo en el mundo, y puede agregar sinergias potenciales con los activos Libra, de Shell.

Michael J Alsford, Citi. Durante mucho tiempo creímos que el portafolio de BG ofrecía crecimiento a bajo costo, principalmente por Brasil. Este país representará cerca de 60 por ciento del flujo de efectivo de la exploración y producción de BG para 2020.

El portafolio de GNL encaja con el portafolio más amplio de Shell, además de su posición material en Brasil, BG tiene negocios materiales de GNL que incluyen QC LNG en Australia, que puede encajar bien en el negocio de GNL de Shell y permitirle a Shell monetizar su propios recursos de gas no convencional en Australia.

Agustin Eden, Accendo Markets. Royal Dutch Shell comprará BG Group por cerca de 47 mil millones de libras en efectivo, lo que la convertirá en la decimocuarta transacción de fusiones y adquisiciones más grande en la historia, lo que indica la probabilidad de que surja otra fiesta de fusiones y adquisiciones de gas y petróleo como la que vimos a finales de los 90.