Macquaire comprará participación en la energética Endeavour

La transacción dará una ganancia inesperada al gobierno de Nueva Gales del Sur.
Las instalaciones de la empresa.
Las instalaciones de la empresa. (Shutterstock)

Sidney

Un consorcio liderado por Macquarie Group comprará una participación mayoritaria de una compañía pública de energía de Australia en un acuerdo que le dará una ganancia inesperada de 7 mil 600 millones de dólares australianos al gobierno de Nueva Gales del Sur.

La venta de una participación de 50.4 por ciento en Endeavour Energy al consorcio Advance Energy completa un trío de ventas del sector de energía en nueva Gales del Sur bajo la política de “reciclaje de activos” que el gobierno de EU señaló como un posible modelo para su propio programa de infraestructura.

Bajo la estrategia australiana, los activos públicos los arriendan los gobiernos estatales a intereses privados durante 99 años y los ingresos se utilizan para construir proyectos.

El gobierno federal normalmente proporciona un bono de 15 por ciento sobre el valor de la venta de los activos que hacen los estados. “A través de iniciativas como el reciclaje de activos y nuestra sólida gestión financiera, logramos catapultar a Nueva Gales del Sur del fondo de la escala económica nacional directo a la cima”, dijo el miércoles Dominic Perrottet, tesorero de Nueva Gales del Sur.

El gobierno de Nueva Gales del Sur dijo que ya recaudó más de 20 mil millones de dólares australianos en un espacio de tres años a través de la política de reciclaje de activos para invertirlos en carreteras, vías ferroviarias, escuelas y otros proyectos en el estado más poblado de Australia.

Advance Energy, un consorcio que se conforma por Macquarie (30%), AMP Capital (25%), Qatar Investment Authority (20%) y British Columbia Investment Management Corporation (25%), administrará la operación de Endeavour Energy, que suministra electricidad a 2.4 millones de personas en Sídney y las regiones cercanas.

El gobierno de Nueva Gales del Sur mantendrá la participación restante de 49.6 por ciento en Endeavour Energy.

El consorcio superó la competencia de una oferta rival que lideraba Hastings Funds Management y Spark Infrastructure, dos empresas australianas.

Paga 1.6 veces la base de activos regulados, una medida de valoración de activos en empresas reguladas. Michael Cummins, director de fondos de AMP Capital Infrastructure, dijo que Advance Energy está comprometido a asegurar que Endeavour Energy mejore su red para apoyar el crecimiento.

Ningún postor chino importante participó en el proceso de venta de Endeavour Energy, que ocurrió tras la controversia que se originó cuando el año pasado se bloqueó a State Grid Corporation de China, y Cheung Kong Infraestructure con sede en Hong Kong para presentar una oferta por Ausgrid.